Golosinas para perros, gran idea pero de uso moderado

No hay nada que nos guste más que ver a nuestro peludo correr y saltar de alegría. Las golosinas creadas especialmente para ellos consiguen esto. Ya sabemos que a nuestros amigos los canes les encanta comer, pero las golosinas para perros, ¡los vuelven locos!

Aunque claro está, dicen que todo en exceso es malo, por lo que saber cómo y cuándo darle golosinas a nuestro perro es muy importante para preservar su salud. Vamos a hablar más detalladamente sobre el tema.

Golosinas para perros, ¿sí o no?

premio perro

Ha habido mucha controversia generada sobre este tema, pues muchos afirman que hay que consentir a nuestros pequeños. Mientras, otros aseguran que les hacen daño más que otra cosa. ¿Cuál es la realidad?

La verdad es que las golosinas para perros están creadas con componentes especiales para ellos. Los controles de calidad se encargan de asegurarse de que no son perjudiciales para su salud. Además, ¡los vuelven locos!

¿A quién no le gusta un capricho de vez en cuando? No obstante, justo eso es lo que las golosinas deben ser para tu mascota, un capricho. Todo en exceso es perjudicial, y las golosinas para perros también.

Golosinas para perros, ¿cuándo?

Las golosinas para perros están creadas para dar un capricho a nuestra mascota, no como parte sustitutiva de su dieta, sino más bien como un complemento.

Las golosinas tienen complementos nutricionales beneficiosos para su salud, como por ejemplo para sus dientes. Sin embargo, no contienen tantos nutrientes como la alimentación para perros. Además, incluyen un alto nivel de calorías, como sucede con las chuches para humanos.

Por tanto, teniendo en cuenta todo esto, aun si te gusta dar golosinas para a tu can cada día, estas no deben representar más de un 10% de su dieta diaria.

¿Cómo escoger las golosinas adecuadas para perros?

Hoy en día en el mercado se pueden encontrar distintos tipos de golosinas, diferentes en formas, tamaños, colores y sabores.

Para hallar la adecuada para tu perro, busca aquellas que tengan componentes saludables para tu mascota, evitando las que albergan un alto contenido de azúcar o grasas.

Conociendo un poco a tu mascota, podrás determinar si prefiere las de tamaño más grande, más crujientes o más tiernas. Recuerda que el tamaño de tu can influirá de manera proporcional al tamaño de la golosina.

Intenta evitar aquellas golosinas para perros que contienen cereales, pues estos aportan hidratos de carbono innecesarios para tu peludo. Si te acercas a una tienda veterinaria, seguro que ofrecerán diferentes a tu mascota para que sea él mismo quien elija las que más le gusta. Además, te informarán sin reparos sobre los tipos que hay y los componentes que llevan para una decisión acertada.

¿Hay alguna otra ocasión para dar golosinas al perro?

premio para perros

Sí, además de ser un capricho, será un complemento ideal a los entrenamientos. Cuando quieras que tu can aprenda órdenes, ten algunos pedazos de golosinas para perro a mano y dale uno cada vez que obedezca.

También puedes pedirle que se porte bien en un momento determinado, como por ejemplo al salir a la calle. Si lo hace, nada mejor que una golosina como premio.

Esto no solo ayudará a que tu mascota aprenda órdenes, sino que reforzará tu vínculo con él. A nadie le gusta que tan solo le ande diciendo lo que hace mal, a tu perro tampoco. Por tanto, si refuerzas su buen comportamiento con golosinas, lo apreciará y se sentirá querido.

Tan solo recuerda no dar demasiadas golosinas a tu perro, y si por lo que sea un día lo haces, modera la comida que le darás ese día para que no se empache y llegue a enfermarse.

Categorías: Alimentación Etiquetas:
Te puede gustar