¿Sabes cuánto dura el embarazo de una perrita?

Por supuesto, los períodos de gestación en los animales son diferentes a los de las personas. Para poder atender a tu perrita como corresponde en esta etapa, te será útil estar al tanto de ciertos aspectos.

Muchos dueños de perros, en especial aquellos que tienen una hembra, en ocasiones se preguntan: ¿cuánto dura el embarazo de una perrita? Saber esto es importante, pues podrás dar la atención sanitaria que requiera tu mascota en los diferentes estados de la gestación, así que presta atención a las siguientes recomendaciones.

Antes de continuar, es bueno que tengas en cuenta que no es necesario que tu perra tenga embarazos para poder llevar una vida sana. Existe el mito de que las perras deben embarazarse por lo menos una vez en la vida, porque de lo contrario presentan problemas físicos o psicológicos.

Esto hace que muchos dueños de mascotas elijan no esterilizarlas. Sin embargo, esto es absolutamente falso, una perra puede llevar una vida feliz sin la necesidad de parir.

El embarazo normal de una perra dura alrededor de 2 meses, 63 días para ser exactos. Sin embargo, las hembras están listas para parir a partir del día 58, aunque este periodo se puede prolongar hasta los 70 días.

¿Cómo saber si una perra está embarazada?Perra en el veterinario.

Los dueños controlan el embarazo desde el día en que se produce la fecundación, pero en ocasiones no nos damos cuenta de si nuestra perra está embarazada. (Por ejemplo, si se fugó brevemente o tuvo contacto con un macho durante el celo sin que nos diéramos cuenta). Así que lo primero que debes tener claro es el momento en que tu perra está en celo.

El celo se presenta en las perras fértiles mayores de los 7 meses y continuará así durante el resto de su vida. Es muy fácil de identificar; se observará un crecimiento en la vulva y sangrado vaginal. Este estado se presenta entre cada seis o doce meses, dependiendo del tamaño del animal, siendo más frecuente en las perras pequeñas.

Tiene una duración promedio de 15 días, pero puede llegar a extenderse hasta los 40 días. Sin embargo, no con cada monta se produce un embarazo, pero es muy importante que conozcas los días en que tu perra va a parir, así que presta atención a lo siguiente.

Síntomas del embarazo en perras

Si te has dado cuenta de que se produjo alguna monta, presta atención al apetito de tu mascota. Lo más probable es que, si se ha producido el embarazo de una perrita, esta reduzca notablemente la cantidad de alimentos que ingiere.

También su actividad se reduce mucho y pasará la mayor parte del día reposando. Sin embargo, estos pueden ser síntomas de alguna enfermedad, así que (en caso de que no te hayas dado cuenta de si se produjo una monta, pero el comportamiento de tu perra te alarma, préstale atención a las mamas). A partir de la tercera semana de gestación las mamas crecerán considerablemente, y esto será una señal inequívoca de que está embarazada.

En cuanto tengas la sospecha de que está embarazada, lo mejor es que la lleves al veterinario, que le hará una de las siguientes pruebas para determinar si está preñada:

  • Palpación abdominal
  • Una radiografía
  • Un ultrasonido

¿Cuánto dura el embarazo de una perrita?

Una vez que identifiques el embarazo de una perrita, deberás controlarla semana a semana, pues tendrá necesidades alimenticias y espaciales a medida que los fetos vayan creciendo, y deberás asesorarte continuamente por el veterinario. Ahora veamos brevemente qué pasa en las diferentes etapas:

Semana 1 a la 3

Cachorros recién nacidos.

Se produce la fecundación y la división celular que producirá el embrión. En estas semanas el embrión se sujeta a las paredes del útero y se define la cantidad de cachorros que nacerán. Al final de la tercera semana ya se puede apreciar la cabeza y el tronco de los cachorros.

Semana 4 a la 6

Los cachorros miden entre dos y seis centímetros al inicio de la semana 4. Se forman los órganos, músculos, ojos, médula espinal y huesos. Se define el sexo de los cachorros y se puede percibir el latido del corazón. Las patas se empiezan a desarrollar al final de la semana seis.

Semana 7 a la 9

El crecimiento de los cachorros se acelera y tienen la apariencia que tendrán al nacer. En esta etapa se desarrolla el hocico, el pelaje y (dependiendo de las hormonas presentes) el temperamento. Al final de la semana 9 los movimientos de las patas de los cachorros ya son perceptibles a simple vista en el abdomen de la perra, lo que indica que están listos para nacer.

Te puede gustar