¿Correa o arnés? Consejos para saber elegir

Antonia Tapia 31 julio, 2015

Si tienes un perro quizás te estás preguntando si es mejor la correa o EL arnés. La primera es un gran complemento de entrenamiento, mientras que la segunda ofrece distintos beneficios a los perros pequeños.

Seguramente más de una vez hayas observado en la tienda de mascotas distintos modelos de correa o arnés , pero algunos no son necesariamente saludables o seguros para tu mascota.

Por eso, en este artículo, compartimos algunos consejos sobre los pros y los contras que tienen este tipo de accesorios.

¿Correa o arnés?

collares y correas para perros

Comenzamos por las correas. Para que una correa sea cómoda debe ir acompañada de un collar. Los collares que son planos permiten una identificación del perro a través de una etiqueta. Por lo general, se sujeta con un clip de plástico o una hebilla.

Los collares planos son los más convenientes para colocar y quitar y son muy útiles, ya que pueden contener otras etiquetas de identificación con información sobre vacunas, como por ejemplo contra la rabia, y la dirección de tu casa.

No obstante, muchas veces el collar plano puede convertirse en un peligro cuando los perros juegan. Quizás queden atrapados con sus bocas en el cuello de otro provocando, de esa manera, pánico en uno o ambos caninos.

En su lucha por soltarse, el collar puede apretar y los perros pueden llegar a asfixiarse como consecuencia de este tipo de juego.

Los perros que practican este tipo de juego brusco deben usar collares similares a los collares de ruptura de distancia que se usan en gatos, al menos durante el juego y los tiempos sin supervisión.

Cadenas de choque

Ten cuidado con las cadenas de estrangulación en perros con narices cortas, ojos saltones y pequeñas tráqueas, ya que son propensos al colapso traqueal.

Las cadenas de estrangulación son utilizadas por entrenadores profesionales para dar un fuerte tirón, lo suficiente para conseguir que el perro abandone lo que está haciendo y haga otra cosa.

La cadena de estrangulación sirve para que el perro sepa que obtendrá una fuerte corrección cuando se porte mal. Pero recuerda: no es necesario que realices correcciones fuertes. Una corrección eficaz puede ser lo suficientemente buena.

¿Cómo aplicar la cadena de estrangulación?

Si de la cadena es demasiado larga, cuando se vaya a dar una corrección habrá demasiada holgura. Cuando es demasiado corta, el collar puede apretar demasiado rápido, antes de que hayas ganado suficiente impulso en el tirón. Para lograr un buen resultado la cadena de la estrangulación debe estar en alto, justo detrás de las orejas.

Una vez que escogiste el collar debes inclinarte por la correa. Puedes elegir entre diferentes modelos. Algunos son confeccionados en cuero, con cadena o en nailon. Las dos primeras opciones son las más cómodas y resistentes.

El arnés es una alternativa al collar

perro lazarillo

En general, hay que evitar aquellos arneses que se enganchan en la espalda, a menos que quieras entrenar a tu perro para tirar de un carro o un trineo.

Existen arneses que son de primera fijación. Aquellos que son delanteros redirigen la atención del perro de nuevo hacia su dueño. Sin embargo, para muchos perros, este arnés puede alterar su andar natural, ya que tiende a obstaculizar el movimiento del hombro.

Por este motivo se debe limitar o evitar su uso en perros que compiten en deportes atléticos.

Otro tipo de arnés viene con correa y un sistema de formación básica. A diferencia del anterior, que tiene una correa que se fija entre las patas delanteras, este tipo de accesorio lleva una correa en las patas traseras.

Finalmente otros productos combinan una correa en la parte delantera y  una correa en las patas traseras. Como resultado ofrece un poco más de libertad de movimiento y proporciona un control más direccional ya que, cuando se tira de la correa, el arnés aprieta todo el cuerpo del perro.

El lado negativo del arnés es que a menudo es necesario entrenar a los perros para que puedan disfrutarlos. No obstante, hay algunos que lo hacen sin mayores inconvenientes. Todo depende del temperamento de la mascota.

Te puede gustar