Bufidos de los gatos, tipos y causas

Los animales, debido a su carencia de habla para comunicarse, emiten sonidos que siempre quieren decir o trasmitir algo. Por ejemplo, los bufidos de los gatos. Como decimos bufidos, también podemos decir ruidos, ya que son variados los que emiten.

Entender qué quiere decirnos nuestro gato a través de estos, es muy importante para comprenderlos y fortalecer nuestro vínculo con él. Veamos entonces los diferentes sonidos y qué quiere trasmitirnos.

Los bufidos de los gatos y demás sonidos

Ya sabemos que los gatos, así como otros animales, necesitan emitir sonidos y hacer movimientos para poder comunicarse. Debemos recordar siempre que ellos también tienen necesidades y emociones que necesitan transmitir a a aquellos con los que comparte la vida.

Por ello, es normal que tu animal emita sonidos o movimientos con los que decirte algo. Saber su significado te ayudará a mejorar la convivencia con tu mascota y a estrechar tu vínculo con ella.

Distintos sonidos

Los sonidos que se escuchan abarcan varios tipos:

Murmullos

En estos se podrían contar el ronroneo y ese sonido que hacen con la garganta cuando llegamos a casa. Normalmente, aunque se escuchan, son sonidos que se hacen con la boca cerrada y que indican una sensación agradabilidad y de estar a gusto.

El ronroneo es algo innato en ellos, pues lo hacen desde que son pequeños y su mamá también emite este sonido como símbolo de protección.

Este es un sonido muy utilizado durante el apareamiento, el cortejo o en emociones tan lejanas entre ellas como la alegría o el estrés.

Sonidos forzados

Entre estos podemos decir que se encuentran:

  • Gruñidos. Cuando un gato gruñe, sin duda quiere hacernos ver que no está contento en absoluto, y es muy posible que hasta pueda llegar a agredirnos.
  • Siseos. Normalmente estos son generados por enfado o porque están a la defensiva. Es una forma de decirnos que los dejemos a solas, pues es lo que prefieren en ese momento.
  • Bufidos de los gatos. Este es emitido cuando el felino se siente amenazado, y aunque se puede parecer un poco al siseo, es fácil de diferenciar ya que es más fuerte y explosivo.

Sonidos vocales

Estos son los que se hacen emitiendo sonidos con la boca, como por ejemplo la onomatopeya, que es característica de los felinos: miau.

Los gatos normalmente maúllan por necesidad de agua o comida en el caso de los maullidos normales a largos. Cuando estos son cortos y repetidos, es posible que sea por dolor.

Otras formas de comunicación de los gatos

Como dijimos al principio, no solo los sonidos son la forma de comunicarse de los gatos. También usan otros medios que creemos necesario comentar brevemente.

  • Lenguaje corporal. Según el tipo de postura que el gato tome con el cuerpo o con partes de este, nos querrá transmitir una u otra cosa. Por ejemplo, con sus orejas erguidas nos advierte que está alerta, mientras que si van delante es porque tiene alguna molestia. Su pelo erizado nos advierte que se siente amenazado.
  • Su cola. La cola de una gato tiene mucho que decirnos según las formas y posturas que esta adopta. Una cola erguida que se ondula muestra placer, mientras que la encorvada demuestra enojo. La cola hacia abajo pero tiesa denota miedo.

Como ves, hay muchas maneras de conseguir entender un poco más a tu gato y de ese modo mejorar la convivencia y estrechar vuestra relación.

Para ello, deberás primero aprender qué significa cada sonido y gesto de tu felino, y más tarde, estar atento a sus movimientos para poder identificar lo que quiere decirte en cada momento. Con un poco de esfuerzo por tu parte podrás entender mejor a tu gato y ayudar en lo que necesite.

Guardar