Alimentos prohibidos para tu perro en Navidad

Virginia Duque Mirón · 9 diciembre, 2015

Cuando llegan estas fiestas tan entrañables, además de cariño, compartimos comida. Y es que hemos estado varias semanas preparando las cenas y comidas en estas fiestas para poder disfrutar con nuestros familiares y amigos. Entre nuestros amigos está nuestro perro, por lo que debemos recordar qué tipos de alimentos están prohibidos para él.

Por más que queramos que nuestro amiguito sea parte del festín que estamos montando, debemos cuidar su salud y demostrarle cariño de otras maneras. Por eso, como dice el título de este artículo, vamos a ir más allá. No solo te vamos a decir qué alimentos no podrás darle a tu perro en Navidad, sino que te diremos de cuáles sí le puedes hacer partícipe. Porque en mis animales nos importáis tú y tus mascotas.

Alimentos prohibidos para tu perro en Navidad

perro comiendo chocolate

Chocolate

Como número 1. Es el alimento prohibido por excelencia, ya que además de que el azúcar es perjudicial para el animal, el chocolate contiene un tipo de sustancia llamada teobromina que no solo puede dañar a tu perro sino que puede hasta matarlo.

Helados

Ya sabemos que mientras estáis cenando, tu perro te pedirá de todo lo que estáis comiendo. Pero no olvides que ellos solo quieren comer y comer. Es tu responsabilidad decidir qué le darás y qué no. Los helados no son una opción. El alto contenido en nata (producto lácteo) puede hacer mucho daño al estómago de tu animal.

Frutos secos

Olvida darle a tu perro almendras, nueces o cualquier tipo de semilla. Estos tienen un alto contenido en fósforo y pueden dañar gravemente el organismo de tu animal. Además, las nueces son tóxicas para ellos.

Xilitol

Aunque es una sustancia mayormente encontrada en chicles, en Navidad hay muchos productos para hornear que lo contienen. Estos además suelen tener un alto contenido en azúcar, algo muy dañino para tu perro.

Aguacate

Este puede estar muy presente en ensaladas o cócteles de gambas. Resiste la idea de hacer partícipe a tu perro de él. El aguacate tiene una sustancia llamada Persina que puede causar daños gastrointestinales y respiratorios en tu amigo.

Uvas

No, no y no. No quieras que tu perro participe de las campanadas comiendo uvas. Se conocen casos que por solo 6 uvas, perros han sufrido de insuficiencia renal. Pueden provocar vómitos y diarreas dejando al perro deshidratado y pudiendo morir en 3 ó 4 días.

Cebolla y ajo

El estómago de un perro no está tan preparado como el nuestro para sabores tan fuertes y estos dos pueden causar grandes daños en tu animal. Evítalos por completo.

Los productos lácteos

Como en el caso de los helados, la leche, yogures o queso quedan prohibidos para el perros. Además de su alto contenido en lactosa, su exceso de grasa no es beneficioso para su organismo.

Alimentos que sí le podrás dar a tu perro en Navidad

Que todo el listado anterior quede prohibido para compartir con tu perro, no significa que no haya nada con lo que le puedas obsequiar. Aquí te damos unas recomendaciones:

perro comiendo manzana

  • Sorbetes. No te equivoques. No hablamos del típico sorbete de champagne, sino del tipo de helado que se utiliza para hacerlo. Es un helado sin leche que tu animal podrá comer sin problema. Solo evita dárselo demasiado frío.
  • Fruta. Aunque no le puedes dar uvas, hay otros tipos de fruta como la manzana, la piña o la sandía que la podrán comer sin problemas.
  • Pavo. No olvides guardar un trozo de pavo para tu mejor amigo. Si en vez de al horno lo has guisado, lávalo con agua antes para que no queden restos de cebolla o ajo sobre él.
  • Marisco. No puedes darle en exceso, pero podrás regalarle una gamba, eso sí, sin cáscara. La cáscara puede causarle estreñimientos. Si tu perro es un dálmata, olvida esta sugerencia.
  • Alimentos sin lactosa. Si hay alguien intolerante a la lactosa en la familia y tenéis alimentos sin lactosa como queso, puedes regalarle un trocito a tu perro. Le encantará.
  • Jamón. Un trocito de jamón york o serrano nadie lo rechaza. Tu perro tampoco.

Esperamos que pases unas felices fiestas rodeados de quienes te quieren incluyendo tu perro. Y que todos disfruten de una velada maravillosa sin ningún percance.