7 consejos para sobrellevar la muerte de tu mascota

Desde el primer día que nuestra mascota entra junto a nosotros en casa llega a formar parte de la familia, a ser uno más. Todos aquellos que no tienen animal de compañía no pueden lograr entender el amor que se le llega a tener a esa cosita peluda que nos acompaña todos los días de su vida en nuestro recorrido por el mundo, la vida y la sociedad. Por eso sobrellevar la muerte de tu mascota no es nada fácil.

Se convierte en nuestro más fiel amigo, nuestro confidente y nuestro paño de lágrimas. Sin embargo, como todo en la vida, toda felicidad tiene un fin, y la nuestra basada en la amistad con nuestro compañero también. No se nos ocurre un situación más difícil que pueda pasarle a alguien con mascota que superar su muerte.

Algunos deciden pronto adoptar otra, otros prefieren no volver a pasar por lo mismo o simplemente no creen poder querer a otra mascota como a la anterior. ¿Has pasado tú por el mal trago de perder a tu leal amig@? Mira los consejos que te damos a continuación que te ayudarán a superar su muerte.

¿Cómo sobreponerte a la muerte de tu mascota?

gato persona mayor

Cuando una mascota está a punto de morir hay mil y una preguntas que pasan por nuestra mente, y es vital contestarlas para poder superar la inminente muerte de nuestro fiel y leal amigo. Veamos algunas y sus respuestas.

1-. ¿Qué sentiré?

Los sentimientosa la muerte de tu mascota podrán ser muy variados:

  • Negación. Verás la carita de tu mascota por cualquier lugar, abrirás las puertas creyendo que está ahí y es que aún no podrás asumir que ocurrió. Tranquilo, el tiempo te borrará ese sentimiento.
  • Culpa. Creerás que fue tu culpa, que no lo cuidaste bien. Si fue una enfermedad igual piensas que no se la detectaste a tiempo. No te condenes, los animales mueren y les llega su momento igual que sucederá un día con nosotros.
  • Enfado. Es posible que te enfades con el veterinario porque no le salvó la vida, o por aquel coche que se te atravesó y te hizo llegar tarde a la consulta. No es culpa de nadie, lo más probable es que aunque alguna de esas cosas hubieran cambiado tu mascota también habría fallecido.

2-. ¿Es normal este dolor?

Sí. Como hemos dicho al principio, un animal llega a formar parte de la familia, es como perder a uno más. Quizá muchos no lo entiendan, pero no te avergüences de tu dolor ni lo escondas. Llorar es necesario para sobrellevar la pérdida..

3-. ¿Quién podrá consolarme?

Alguien de tu familia en quien confíes o algún amigo que también sea amante de los animales. Quizá alguna persona que ya haya pasado por la muerte de una mascota. Todos ellos podrán entender tus sentimientos y serán verdaderos consoladores.

4-. Si es una eutanasia, ¿debo quedarme?

Tener que “matar” a tu mascota para evitar su sufrimiento puede ser aún más duro que perderla en un accidente o por la vejez. Algunos creen que estando presentes en el momento y agarrar la pata de su mascota hasta que muera es el último acto de amor y lealtad que podemos dar a nuestro animal.

Puede ser, o no. Lo cierto es que cada persona es un mundo y vive de manera diferente la relación con su mascota. Por ello, examínate y piensa con claridad cómo reaccionarías si estuvieras presente y cómo te sentirías si la última imagen de tu amigo fuera muriéndose. Si no te crees preparado, no vayas. Tu mascota ya sabe que la amas.

5-. ¿Qué hago con sus restos?

Esta es una pregunta que puede llenarte de preocupación. Hay quienes deciden llevarse al animal y enterrarlo en el jardín o algún lugar. Hay veterinarios que los incineran y se quedan con sus restos. También hay empresas que hacen funerales para animales o que te devuelven sus cenizas en una urna que tú escojas y que hasta puedes personalizar y llevarlo a casa. Es tu decisión.

6-. ¿Cómo se lo explico a mis hijos?

las mascotas y los niños

Este puede ser un tema muy delicado. Dicen que con la verdad se va a todas partes y nosotros somos partidarios de ello. Solo creemos que hay que tener tacto en la forma en que se le explica a los más pequeños que su mascota ya no está. Usar frases como “se ha ido” puede crear dudas en el pequeño y hacer que siga esperando que el animal vuelva.

7-. ¿Debería adoptar otra mascota?

Esto solo puedes responderlo tú mismo, pero lo recomendable es dejar pasar un tiempo para que el dolor se vaya y podamos darle al nuevo compañero un hogar estable sin sufrimiento y sin comparaciones tras la muerte de tu mascota.