Un perro sordo aprende lenguaje de señas

Cristina 4 agosto, 2015

Las capacidades de los seres humanos son muy diferentes. No obstante, existen personas que nos dan la impresión de que hacen casi cualquier cosa sin ningún tipo de esfuerzo. Parece que todo se les da bien.

Sin embargo, el resto tenemos que luchar por potenciar nuestras habilidades al tiempo que tratamos de mejorar aquellas facetas en las que estamos menos dotados. Con los animales sucede lo mismo. También tienen que superar distintos obstáculos.

Hoy te hablamos de un perro sordo que ha sido capaz de aprender el lenguaje de señas.

¿Adoptar un perro sordo?

Cuando nos planteamos adoptar un perro, que siempre es la mejor opción, pensamos en qué características nos gustaría que tuviera. Elegimos su raza, si preferimos un perro grande o tal vez uno pequeño.

Pensamos si va a convivir con niños, las actividades que deseamos realizar con él… En fin, consideramos muchos detalles.

Pero, ¿y si hacemos el planteamiento al revés? Si pensamos en lo que nosotros podemos hacer por el animal y no lo que puede hacer él por nosotros. Es decir hay mascotas que tienen ciertas características o bien por nacimiento o por algún accidente que, en un principio, parecen ser menos atractivas.

Si optas por uno de estos animales comprobarás que, aunque es cierto que tú vas a ser un gran apoyo para ellos, recibirás a cambio todo el amor del mundo y conseguirás que se cree entre vosotros un vínculo maravilloso.

A pesar de lo comentado no todo el mundo está abierto a la posibilidad de adoptar un can en estas circunstancias. Eso es lo que le ocurre a Gordon, un perro sordo que aún no ha encontrado la familia ideal, aunque no le falta nada de amor.

Un perro sordo muy dulce

perro labrador pelota

Gordon lleva un año viviendo en un centro de acogida esperando que alguna familia decida llevárselo a su hogar. Es verdad que, por desgracia, hay muchos perros en su misma situación, por lo que no siempre es sencillo salir de uno de estos centros.

No obstante, para nuestro protagonista es aún más complicado.

Como decíamos, Gordon es un perro sordo. Por supuesto esto no es óbice para que sea un animal sumamente dulce y amable, al que le gusta dar y recibir cariño. Por esos los cuidadores del refugio en el que vive le han tomado mucho cariño y no dudan en estimular el resto de las capacidades que tiene.

Al fin y al cabo estos profesionales, que son, por supuesto, grandes amantes de los animales, se han encariñado profundamente con Gordon, por lo que van a procurar que encuentre a la mejor familia posible y que llegue bien preparado para la convivencia.

Le enseñan el lenguaje de señas a Gordon

Por este motivo han decidido enseñarle el lenguaje de señas para que pueda comunicarse con más facilidad tanto dentro del centro como cuando salga de él. Por supuesto, para conseguir este loable fin es fundamental ser creativo y emprender la labor con grandes dosis de paciencia.

El refugio lleva el nombre de El Mayhew Animal Home y uno de sus responsables, Raffy Hamid, ha comentado el trabajo que están haciendo en el refugio con este perro sordo:

Nuestro personal le está enseñando a comunicarse y le recompensa con golosinas. Él responde moviendo la cola con mucho entusiasmo, salta para conseguir más afecto y palmaditas en la cabeza cuando ha hecho algo bien como sentarse, quedarse o permanecer de pie o caminar. Además, es muy cariñoso.

Un perro sordo que necesita la familia adecuada

perro con familia

Antes comentábamos que el personal del centro se ha encariñado mucho con la mascota pero, a pesar de este hecho, de que Gordon ya tiene personas en el refugio que le quieren y le cuidan, consideran que lo mejor para él es encontrar una familia.

De hecho en la página de Facebook El Mayhew Animal Home se puede leer que Gordon ya ha estado demasiado tiempo con ellos. Que es inteligente, sumamente amoroso y que ser un perro sordo no significa que no pueda besar a todo el mundo y mover su cola de felicidad todo el día.

Le han enseñado distintas ordenes mediante gestos para que las personas que adopten a Gordon no tengan problemas para comunicarse con él.

Por tanto, ahora ya solo queda que esta mascota encuentre a su familia ideal.

Entonces todos serán muy afortunados.

 

Te puede gustar