Qué son los antioxidantes y qué papel desempeñan en la nutrición de mascotas

Alba Muñiz · 18 junio, 2015

Los humanos solemos preocuparnos por los efectos del paso del tiempo y buscamos distintas opciones para mitigarlos y tener una mejor calidad de vida. En este sentido, los antioxidantes tienen un papel fundamental y pueden convertirse en los mejores aliados. Pero no solo de nosotros, sino también de nuestras mascotas. Y es que los animales también sufren el envejecimiento celular. Por eso debes proporcionarles una dieta que les aporte estos elementos para mantenerlos sanos y fuertes.

Radicales vs Antioxidantes

perro pelo

La mayoría de los seres vivos dependemos del oxígeno para respirar. Pero, a su vez, este elemento es el causante de la oxidación celular, al producir radicales libres. Esto ocurre cuando el organismo metaboliza naturalmente el oxígeno.

Si bien el cuerpo elabora naturalmente antioxidantes –cuya función es contrarrestar los efectos de la oxidación celular, al prevenir la formación de radicales libres– hay situaciones en que ocurren desequilibrios, dando lugar a la aparición de alteraciones cancerígenas, cardiológicas, neurológicas y hasta pulmonares.

El envejecimiento celular en los animales se manifiesta a través de una serie de cambios en sus organismos:

  • Lesiones celulares o inhibiciones enzimáticas
  • Disminución de las defensas inmunológicas
  • Merma de alguna de sus funciones fisiológicas

Estos procesos aumentan la probabilidad de que nuestras queridas mascotas –gato, perro o de la especie que hayas elegido adoptar– presenten enfermedades relacionadas con la vejez. Por eso, nuestro esfuerzo debe estar puesto en la ralentización de los procesos biológicos típicos de la edad y en tratar de evitar las enfermedades geriátricas. Allí es donde los antioxidantes dan batalla.

Debes tener presente, además, que el sistema inmunitario es muy sensible al proceso oxidativo y por ello las células inmunitarias requieren mayores niveles de antioxidantes. De allí proviene la estrecha relación entre la malnutrición y los problemas inmunológicos. Un animal que consume una dieta pobre o que ha sido incorrectamente alimentado en algún período de su vida tiene más posibilidades de sufrir infecciones, enfermedades cardiovasculares, artritis y cáncer.

Antioxidantes: protagonistas indiscutibles para la buena nutrición de mascotas

perro comiendo verdura

Los antioxidantes se clasifican en endógenos y exógenos. En el primer caso, se trata de enzimas presentes en los tejidos y que actúan de forma conjunta con minerales que se aportan a través de una dieta equilibrada.

Los segundos son los que se adquieren a través de la nutrición. Por eso es tan importante la alimentación que recibe tu mascota, ya sea que le des balanceado o pienso o le prepares tú la comida. El veterinario sabrá aconsejarte sobre las mejores opciones en cada caso.

Los principales antioxidantes son:

  • Vitamina C (Ácido Ascórbico)

Si bien tanto los canes como los felinos la producen en sus organismos en cantidad necesaria para su función metabólica, es insuficiente como antioxidante. Por lo tanto, puede haber un déficit ante situaciones de estrés o cuadros infecciosos, por lo que debe ser incorporada a través de los alimentos. En los balanceados, la vitamina C se utiliza microencapsulada para protegerla de la temperatura de extrusión (forma de cocción rápida, continua y homogénea).

  • Provitamina A (Beta-Caroteno)

Es útil para mantener en equilibrio al sistema inmunológico. También para disminuir la aparición de ciertos tipos de cánceres en algunos animales.

  • Vitamina E (Alfa-Tocoferol)

Protege la integridad de la vitamina A. Algunos estudios demuestran que la vitamina E mejora la respuesta inmunológica luego de la vacunación en perros y gatos jóvenes. Además, en animales ancianos, aumenta la función inmunitaria.

  • Oligoelementos

Son minerales (selenio, cobre, manganeso y zinc) que forman parte de la estructura de las enzimas antioxidantes.  Sin su presencia, estas estructuras moleculares no podrían desempeñar sus funciones.

  • Flavonoides

Se trata de sustancias naturales, de origen vegetal, que están presentes en un gran número de alimentos, principalmente en frutas y verduras. Actúan como captadores de radicales libres y evitan o ralentizan el envejecimiento celular,  mejorando la salud de las mascotas.

El planteamiento es sencillo, entonces. Si los animales domésticos no ingieren una cantidad suficiente de antioxidantes a través de una dieta equilibrada, pueden llegar a sufrir alteraciones inmunológicas y un temprano envejecimiento celular. Una buena forma de demostrarle a tu mascota cuanto la quieres es proporcionándole una alimentación que contenga todos los elementos necesarios para asegurarle una buena calidad de vida en cada una de sus etapas.