Frutas y verduras en la alimentación de los perros

Antonia Tapia · 27 abril, 2015

Los perros aunque son carnívoros pueden comer frutas  y verduras que estimulan su sistema inmunológico. El 20% de la dieta de un animal debe contener verduras.  Pero mucho cuidado, debes mantenerlo  alejado de las uvas, pasas, chocolate, cebollas y ajo. Todos esos productos son altamente tóxicos para los caninos.

El brócoli, por ejemplo, es una de las hortalizas que sus nutrientes contienen enzimas que combaten el cáncer. Sin embargo, su ingesta en mascotas puede ocasionar dificultades porque contiene isotiocianato que es una sustancia tóxica. Además el exceso de brócoli puede causar irritación gastrointestinal. Por eso solo se recomienda en pequeñas dosis.

La alimentación de los perros: verduras

alimentación perros

Existen frutas y verduras que son seguras y saludables para tu perro. La mayoría de ellas se puede encontrar en su alimento seco o húmedo que hay para las mascotas. Contienen vitaminas, minerales y nutrientes que son importantes en el mantenimiento saludable del sistema inmunológico de los caninos. Pero recuerda que es importante que te asegures de no exceder las porciones apropiadas. También se recomienda eliminar la piel de la fruta o verdura.

Pero ¿cuáles son las verduras que pueden comer los perros? El camote que tiene almidón, por ejemplo, se utiliza a como un sustituto en la proteína. Este tipo de verdura tiene una gran fuente de vitamina A, vitamina C y vitaminas B5 y B6. También aporta fibra, potasio y magnesio. Es un antioxidante y contiene nutrientes antiinflamatorios.  Se absorbe fácilmente en el sistema digestivo y es muy bueno para los estómagos sensibles.

Por otro lado, las zanahorias tienen alto contenido de beta caroteno y se pueden encontrar en la mayoría de los alimentos de perro. Se pueden servir hervidas y cortadas en pequeñas porciones Son muy buenas para la vista, la piel y muy ricas en vitaminas C, A, K. También aportan fibra y potasio. Ricas en antioxidantes ayudan a prevenir el cáncer en perros y son muy buenas para sus dientes y colmillos.

La calabaza es perfecta para aquellos animales que tienen estómago sensible, diarrea o estreñimiento. Esta verdura puede aliviar el dolor por esos padecimientos. La fibra que contiene absorbe el agua y ayuda a mejorar el malestar estomacal con facilidad. También aporta vitamina A y antioxidantes. Es ideal para las mascotas con sobrepeso, ya que ayuda a regular el azúcar en la sangre y aumenta la salud cardiovascular.

Los guisantes pueden añadirse en la comida de tu perro. Son ricos en vitamina K y C, A, B6, B3, B1 y B2. Contienen tiamina, fósforo, manganeso, fibra y ácido fólico. Además son una fuente sorprendente de proteína natural.

Las judías son una gran fuente de fibra vegetal natural sobre todo si tu mascota tiene problemas de aumento de peso. También son ricos en vitaminas A, K, C y manganeso. Los estudios han demostrado que las habas verdes pueden mejorar los niveles de grasa en la sangre y también tienen otros beneficios cardiovasculares.

La espinaca es muy buena para aquellos perros que sufren problemas inflamatorios y cardiovasculares. Este tipo de verdura contiene calcio, que es ideal para el crecimiento de los cachorros que necesitan apoyo para el crecimiento de su estructura ósea y queman más calorías que los animales adultos. Además aporta fibra, potasio y vitaminas K, A y B6. Contiene dos veces más hierro que la mayoría de los vegetales de hojas verdes.

El espárrago es una gran fuente de vitamina K y vitamina A. También es rico en vitaminas B1, B2, C y contiene ácido fólico  y hierro que es muy bueno para los perros.

¿Qué frutas son buenas para mi perro?

plato perro

Los arándanos son muy buenos para combatir las infecciones del tracto urinario en los seres humanos y también en nuestros compañeros caninos. Pueden prevenir y controlar infecciones mediante la reducción del pH de la orina del animal. También son ricos en antioxidantes y minerales, así como en  vitaminas A, C, B1 y B2.

Las manzanas son una gran fuente de vitamina A y C. Las rojas, en particular, contienen poderosos antioxidantes. Ayudan a deshacerse de las toxinas en el tracto intestinal, fortalecer los músculos intestinales y evitar bacterias peligrosas.

Los plátanos son un gran fruto para inducir energía  y para los perros son deliciosos. Están cargados con aminoácidos esenciales, electrolitos, potasio y minerales. Contienen vitamina C y  B6 y pueden ayudar a mejorar la salud cardiovascular y mantener una presión arterial normal.

El melón también es una excelente fuente de vitamina A y promueve la salud ocular. Contiene vitamina B6 y vitamina C. Es una buena fruta para alimentar a los perros que tienen alergias y dolores de estómago.