El Bichón Maltés, un perro de lujo

Aunque pueda parecerlo por el nombre, el Bichón Maltés no es un insecto muy grande procedente de Malta. Todo lo contrario, es perro muy pequeño, protector y cariñoso que se ve como un perro de lujo debido a que necesita cuidados especiales. ¡Descubre todo sobre esta raza peculiar!

Origen

El Bichón Maltés proviene del Mediterráneo, aunque se han encontrado figuras de perros muy parecidos en tumbas faraónicas (por ejemplo en la de Ramsés II).

El nombre proviene de la palabra egipcia “malat”, que significa puerto o lugar resguardado. Del mismo sitio procede el nombre de la isla de Malta, pero no está certificado que este perro provenga de dicha isla.

En los siglos XVII y XVIII esta raza comenzó a cruzarse para mejorarla, haciéndola más pequeña, hasta dar lugar al actual Bichón Maltés.

Características del Bichón Maltés

El Bichón Maltés es un perro pequeño de pelaje largo, sedoso y completamente blanco, aunque a veces puede tener manchas amarillentas. Su esperanza de vida es de alrededor de 12 años y sus medidas son:

  • Peso: entre 3 y 4 kg
  • Altura: 25 cm en machos y 23 en hembras.
Bichon maltes sentado en el parque

Carácter

Son inteligentes, cariñosos y amigables, por lo que resultan ideales como perros de compañía y para caninoterapia.

Mujer acariciando bichon maltes

Además son muy protectores y se les puede usar como perros alarma, al igual que a los Chihuahua o a los Yorkshire Terrier.

Al ser pequeños se adaptan muy bien a los apartamentos de ciudad. Aunque les gusta el aire libre, realmente no necesitan mucho ejercicio, con un paseo al día es suficiente, por lo que son ideales para personas mayores.

Como a todas las razas, se le debe educar para que sea obediente y es conveniente sacarlo a pasear para que se socialice tanto con personas como con otros perros. Además es un perro ágil y energético y se puede adiestrar fácilmente.

Cuidados

Al ser una raza delicada, el Bichón Maltés precisa de cuidados extras, sobre todo cuando es cachorro, pero también de adulto. Además de los cuidados que habitualmente se prodigan a un perro, esta raza requiere de:

  • Un cepillado diario con un cepillo especial.
  • Un lavado con champú suave y acondicionador especial para perros mínimo una vez cada mes y medio (se recomienda una vez por semana).

Los champús y acondicionadores para humanos tienen unos niveles de pH distintos y pueden dañar el pelaje del animal.

Además, conviene llevarlos al peluquero canino también cada mes y medio. Como no tienen nada más que una capa de pelo se les considera una raza hipoalergénica, aunque el cepillado diario elimina el pelo suelto y este proceso sí que puede provocar alergias.

Bichon maltes despues de la peluqueria

Diariamente se le debe limpiar los lacrimales, los ojos y alrededor del hocico para evitar que se produzcan manchas en el pelaje. Estas manchas pueden provocar conjuntivitis, por lo que muchos dueños prefieren el corte de pelo cachorro, aunque en realidad el Bichón Maltés tiene el pelo largo.

El tipo de comida aconsejable para esta raza es un pienso de buena calidad. Aunque pidan comida humana no es conveniente dársela, puesto que no tienen las enzimas adecuadas para digerirla y les sentará mal. La dieta debe de ser muy estricta ya que son propensos a las luxaciones de rótula provocada por el sobrepeso.

Te puede gustar