Cosas que vale la pena saber sobre los gatos

Mariela Ibarra Piedrahita 7 diciembre, 2015

Para algunos, los gatos son animales fascinantes que no dejan de sorprendernos. Para que te asombres aún más, te contamos algunas cosas que vale la pena saber sobre los gatos.

Pueden beber agua de mar

A diferencia de los humanos, los gatos tienen riñones que pueden filtrar la sal de agua marina y utilizar el contenido de agua para hidratar su cuerpo. Normalmente, los gatos, al igual que todos los animales, prefieren el agua dulce y toman parte del líquido de sus alimentos.

Sin embargo, cuando esto no es suficiente, no dudarán en tomarla de una fuente salada. Afortunadamente, ¡sus riñones están a prueba de todo!

No pueden saborear cosas dulces

Los científicos creen que una mutación en un receptor clave del gusto ha impedido que los gatos puedan degustar el azúcarOtros consideran que es un rasgo evolutivo que les permite interesarse por la carne exclusivamente.

gato lamiendo

Algunos gatos tienen pulgares

Si bien estos no son pulgares “verdaderos” (con un funcionamiento similar a los nuestros), sí son dedos adicionales que les salen en los pies.

Las patas de los gatos tienen varias curiosidades, por ejemplo, sudan a través de las almohadillas.

Pelos en los oídos

Los gatos tienen, además de las vellosidades normales, unos pelos a manera de lanas que les ayudan a aislar y filtrar sonidos directos.

Pueden oír a los delfines

No está comprobado, pero se cree que los gatos pueden oír a los delfines. Esto se debe a que ellos pueden escuchar ultrasonido (este es el principal sistema de caza de roedores), siendo un sistema similar al que usan los delfines para comunicarse.

Patrones en la cara

El patrón estriado en la nariz del gato es tan único como una huella digital humana, por lo tanto una buena manera de identificarlos es fijándose en este patrón.

Punto ciego

Pero los gatos no pueden ver directamente debajo de sus narices. Es por eso que a veces no llegan a ver la comida que está justo enfrente de ellos.

Inspiran ciencia

Isaac Newton inventó la gatera (puertica para gatos) después de su propio gato, Spithead, mantuvo la puerta abierta y echó a perder sus experimentos de luz.

Igualmente, Nikola Tesla se inspiró para investigar la electricidad después de que su gato, Macak, le dio una descarga a través de su pelaje.

Los sueños felinos

gato y oscuridad

Los gatos tienen la capacidad de soñar, de hecho lo empiezan a hacer aproximadamente a la semana de edad.

Además los gatitos pequeños duermen mucho más que los adultos porque sus cuerpos liberan la hormona de crecimiento sólo cuando están dormidos, por esto es importante dejarlos descansar, mientras que los gatos adultos no liberan ningún tipo de hormonas claves particulares durante el sueño.

Duermen mucho

Los gatos, al igual que la mayoría de felinos, utiliza mucha energía mientras se encuentra activo, por lo tanto necesitan dormir mucho. De hecho, los gatos duermen tanto que, en promedio un gato de 9 años de edad, solo habrá estado despierto durante tres años de su vida.

Beneficios de la castración

El promedio los felinos castrados o esterilizados viven de 2 a 3 años más que a los que no se les realizó este procedimiento.

Preferencias según el género

Por curioso que suene, las gatas parecen tener una fijación por lamerse las patas derechas, mientras que los gatos prefieren las izquierdas.

Nombres más comunes

Parece haber igualmente una preferencia en cuando a nombres de gatos, pues mientras el nombre más común de los machos es Tom, el de las hembras varía entre Molly y Reina (o sus iguales en otros idiomas).

El secreto de sus ojos

Los gatos tienen un tercer párpado llamado “Haw”. Es una especie de membrana retráctil y generalmente es visible solamente cuando están enfermos.

Sobre los siameses

Los científicos rusos descubrieron en la década de 1930 que los gatitos siameses que se mantienen en habitaciones muy cálidas no desarrollaron las manchas oscuras que caracterizan a la raza.

Las maravillas de la evolución

Los gatos parecen haber evolucionado su “tono de voz” para comunicarse con los seres humanos.

El rango vocal natural de los gatos sería inaudible para los humanos, pero ellos son capaces de comunicar sentimientos tales como el afecto, el hambre y el miedo dentro del rango de la audición humana. Algunos investigadores creen que este es un comportamiento que fue aprendido para ayudar a los gatos a relacionarse con los seres humanos.

Te puede gustar