¿Sabes cómo desenredar el pelo de un perro?

A la hora de adquirir un perro, a veces estamos en duda de si buscar uno de pelo corto o de pelo largo. Ambos son lindos, pero los de pelo largo dan una impresión de peluches que nos suele robar el corazón. Pero claro, el pelo de un perro, si es largo, también puede crear una serie de complicaciones al cuidarlo, como esos dichosos nudos que no sabemos cómo desenredar.

Esos nudos que se hacen en el pelo de un perro nos pueden casi volver locos y a veces incluso decidimos cortarles el pelo para quitarnos el problema y para evitar hacer daño al animal. Pero hoy te vamos a enseñar que eso tiene arreglo. Eso sí, vas a necesitar mucha, mucha, mucha paciencia. Primero veamos las razas con el pelo más complicado de arreglar.

Razas con el pelo difícil

peinar a tu perro 3

  • Shit zu. Esos perros preciosos a los que les cae el pelo en los ojos y que parecen un algodón de azúcar cuando salen de la peluquería… ¿A que son para comérselos? Pero conforme pasan los días, su pelo se va enrededando y enredando, creándose unos nudos que nos hace tomar una decisión extrema: cortarle el pelo.
  • Perro turco o de agua. Es posible que este sea el pelo del perro más dificultoso de desenredar que puede haber. Aunque parece que ante nosotros está una bella ovejita de color gris, el pelo de un perro turco es tan rizado que se ennuda por él mismo.
  • Caniche. ¿Y qué decir del pelo de un perro caniche que parece haber salido de la peluquería con la permanente hecha? Su pequeños rizos a lo afro, hacen que sea una dificultad extrema cuidar su pelo.
  • Pomerania. Esos pequeños zorritos anaranjados tienen un pelo precioso, parecen una bolita capaz de rodar. Pero su pelo también se llena de nudos y enredos fácilmente.

Sabemos que hay otras muchas razas de perros que tienen un pelo complicado. No podemos enumerarlas todas, pero los siguientes consejos te servirán, sea de la raza que sea tu perro.

Consejos para desenredar el pelo de un perro

Lo primero que tienes que hacer es escoger un momento en el que no tengas prisa, tiempo de sobra es lo que necesitas. Respira hondo y asimila la idea en tu cabeza de que vas a trabajar duro y que vas a necesitar mucha paciencia.

No caigas en el error de creer que si bañas a tu perro los nudos desaparecerán. No es cierto, seguirán ahí, solo que mojados. Por eso para empezar a tratarlo, lo vamos a hacer en seco.

Vamos a empezar por buscar los nudos. Si tienes la costumbre de cepillar a tu perro a diario, es más probable que tenga una cantidad de nudos o enredos reducida.

perro pelo

Una vez que encuentres un nudo, intenta abrirlo un poco con las manos. Como no quieres hacerle daño al animal, asegúrate de que no le tiras de la raíz. Luego, colocando una de tus manos bajo el enredo, empieza a cepillar desde el centro hasta fuera, para un lado y para el otro.

Esta operación deberás hacerla en todos y cada uno de los nudos que encuentres si quieres “salvar” la melena de tu amigo. Si hay algunos nudos que parecen muy pegados a la piel, escoge un peine tipo rastrillo y sujetando con tus dedos la raíz para no hacer daño al perro, tira suavemente para sacar el enredo un poco hacia fuera y poder manipularlo.

Luego, haz la operación anterior con el cepillo habitual.

Para después de los enredos…

Una vez creas que has terminado con todos los enredos, toca la ducha. Después de bañarlo con un champú que hidrate, aplica una mascarilla para perros que logre suavizar el pelo y los enredos del perro.

Déjala actuar unos minutos. No te separes de tu perro o se podrá lamer la mascarilla causándose una intoxicación. Aclara y vuelve a buscar nudos. Es probable que con el pelo mojado los veas con más facilidad. Si encuentras alguno que antes se te pasó, trátalo como te enseñamos en los párrafos anteriores.

Una vez que pienses que ya no hay ningún nudo o enredo, es hora del secado y cepillado.

Esperamos haberlo explicado de forma clara, pero como dicen que más vale una imagen que mil palabras, aquí te dejamos un vídeo en el que podrás verlo paso a paso. ¿Verdad que el resultado final es hermoso? ¡Ánimo! Con paciencia el tuyo podrá quedar igual.