Síndrome de Noé: acumulación compulsiva de los animales

Antonia Tapia 24 julio, 2015

Quizás nunca escuchaste hablar sobre el síndrome de Noé. Este  tipo de trastorno se caracteriza por el acaparamiento excesivo de animales. Este tipo de trastorno de acumulación experimenta angustia en las personas, ante la idea de perder o la amenaza de tener que deshacerse de los animales.

Este tipo de acaparamiento es muy peligroso, ya que crea condiciones de vida de gran hacinamiento en los hogares. Estas personas recogen animales, manteniendo decenas o cientos de ellos en condiciones insalubres porque no pueden cuidar de ellos correctamente.

A continuación compartimos algunos datos sobre este tipo de comportamiento que no solo afecta la vida de las personas sino también la de los animales.

¿Qué es el síndrome de Noé?

inteligencia gatos 2

El síndrome de Noé es el acaparamiento excesivo de animales. Puede ser leve o severo. En algunos casos, el acaparamiento no tiene mucho impacto en su vida, mientras que en otros casos su funcionamiento se ve gravemente afectado.

En algunos casos se han llegado a registrar hasta más de 30 animales domésticos conviviendo en situaciones muy penosas y preocupantes no solo para los animales, sino para las personas que habitan el lugar.

Las personas con trastorno de acumulación a menudo no lo ven como un problema, lo que dificulta la forma de abordar el trastorno. No obstante, el tratamiento intensivo puede ayudar a que comprendan sus compulsiones y vivan vidas más seguras y agradables.

En los hogares de las personas con este tipo de síndrome, cualquier lugar es bueno para tener animales: patio, habitación, garaje, baño… No existen los límites.

Podemos llegar a encontrarnos cientos de animales domésticos viviendo unos sobre otros. Por lo general, este tipo de personas suele recoger perros y gatos.

En algunos casos, algunas personas suelen colocar gatos y perros en jaulas y allí las condiciones de vida de esos animalitos es verdaderamente aberrante.

No está claro lo que causa el trastorno de acumulación. Se están estudiando la genética, la química del cerebro y los acontecimientos estresantes de la vida como posibles causas. No obstante, aún no hay claro en este tipo de síndrome que a veces sorprende porque suele ser más común de lo que parece.

Síntomas

El desorden suele ser de los primeros signos y síntomas de trastorno de acumulación, que a menudo suele presentarse de manera normal en la adolescencia.

A medida que la persona envejece, él o ella comienza típicamente adquirir cosas para las que no hay necesidad ni espacio. Por edad, los síntomas suelen ser graves y pueden ser más difíciles de tratar.

Este tipo de trastorno de acumulación afecta a las emociones, los pensamientos y la conducta. No solo de la persona, sino que también pone en riesgo la vida de los animales.

Los signos y síntomas pueden incluir:

  • Incapacidad permanente al desprenderse de cualquier posesión, independientemente de su valor.
  • Excesivo apego a las posesiones, incluyendo malestar si otros tocan a los animales o la angustia ante la idea de dejar que un animal se tiene que ir.
  • Espacios de vida desordenados, haciendo áreas de la casa inutilizables para el fin previsto, como no ser capaz de cocinar en la cocina o emplear el baño para bañarse
  • Interacciones  sociales limitadas o inexistentes.

Este tipo de personas suelen acumular animales porque creen que serán necesarios o tiene valor en el futuro.

Tienen un importante significado emocional, que sirve como un recordatorio de tiempos más felices, se sienten más seguros cuando está rodeado de animales.

Acaparamiento de animales

Autor: Juanedc
Autor: Juanedc

Las personas que atesoran los animales pueden recoger decenas o incluso cientos de mascotas. Los animales pueden ser confinados en el interior o en el exterior.

Debido a la gran cantidad, estos animales a menudo no reciben los cuidados necesarios. La salud y la seguridad de la persona y los animales están en riesgo debido a las condiciones insalubres.

Si conoces a alguien que tiene este tipo de síntomas de trastorno de acumulación, habla con un médico tan pronto como sea posible.

Por difícil que sea, es posible que también necesites ponerte en contacto con las autoridades locales, como la policía, bomberos, salud pública, servicios de protección infantil o agencias de bienestar de los animales.

En estos casos, cuanto más rápido se actúe es mucho mejor. No solo le puedes salvar la vida a una persona, sino a varios animales.

Presta atención y no dejes de hacer algo para proteger la vida.

Te puede gustar