Salvan a una perrita embarazada cuando estaba al límite de sus fuerzas

En la localidad de Vorónezh se empezó una construcción. Como en todas las construcciones, cientos de trabajadores pasaban por el mismo lugar todos los días. Los ruidos de las máquinas, los movimientos de materiales y los gritos de los trabajadores inundan el ambiente.

A todos nos disgusta que haya construcciones cerca de nuestra casa, pues esos ruidos llegan casi hasta enloquecernos. Los constructores no se percatan de nada de lo que pasa fuera y están tan acostumbrados al ruido de dentro que casi ni lo oyen.

Pero en el caso de los vecinos de la localidad de Vorónezh en Rusia, empezaron a oír no solo los ruidos procedentes de la construcción, sino también otros ruidos cercanos a esta. ¿De qué se trataba?

¿De dónde viene ese ruido?

perro con corazon

Esto es lo que los vecinos de Vorónezh comenzaron a preguntarse cuando escucharon un ruido extraño que no parecía formar parte del escenario constructor. Unos vecinos comenzaron a oír algo, pero no estaban muy seguros de dónde provenían. Al principio, no le dieron importancia, pues pensaron que eran de la construcción.

Pero cuando más vecinos de Vorónezh los notaron y empezaron a hablar de esos ruidos extraños, pensaron que debían acercarse y ver de qué se trataban. Como detectives en la investigación de un caso policial, los vecinos de Vorónezh rodearon la contrucción en pequeños grupos, acercando su oído a diferentes partes como el aire, el suelo y las paredes.

¡Viene de aquí!

Esas fueron las palabras que gritaron unos vecinos cuando se dieron cuenta de que esos ruidos provenían del suelo. Con  miedo de que fuera una persona la que estuviera bajo las losas, los vecinos de Vorónezh fueron rápidamente en busca de palancas, martillos y cinceles que les permitieran levantar las losas.

Las mujeres se quedaron junto a las losas, hablándoles como si hubiera una persona en su interior. Pero en esta ocasión, no se escuchaban ruidos ni tampoco hubo nadie que contestara desde los subterráneos. Estaban preocupadas, ¿y si había alguien pero ya no pudo respirar más? ¿Y si era un bebé? ¿Por qué tardan tanto estos hombres? No podían dejar de hacerse estas y otras preguntas.

Llega el rescate

ahorrar con tu perro

 

¡Ahí vienen! ¡Por fin! A lo lejos se veía el grupo de hombres corriendo con las herramientas en mano, listos para rescatar a quien quiera que fuera que estaba ahí debajo. Rápidamente se pusieron manos a la obra y empezaron a hacer palanca en las losas con las herramientas que habían traído.

No era tan fácil como parecía. Las losas estaban bien arraigadas, pero con mucha fuerza y unos minutos, los hombres lograron levantarlas. ¡Cuál fue su sorpresa al ver quién estaba ahí debajo! Era una preciosa perra, sin raza aparente, a la que habían enterrado viva bajo esas losas. Los vecinos de Vorónezh no podían salir de su asombro. Tiraron con suavidad del animal que estaba enterrado bajo arena y losas.

Su sorpresa fue mayor cuando al sacarla, vieron que la perra ¡estaba embarazada! ¿Cómo pudieron meterla ahí sin darse cuenta? Pronto fueron a pedir explicaciones a los obreros quienes tampoco salían de su asombro. 

Pidieron mil disculpas y dijeron que jamás vieron a esa perrita embarazada alrededor de la construcción, ni mucho menos enterrada bajo la tierra. Se alegraron mucho de que el animal estuviera bien y que su embarazo siguiera en curso aparentemente de forma normal.

No se sabe cuánto tiempo estuvo ahí ese animal. Tampoco por qué se escondió sola en la arena. Quizá fue por frío, o por temor a algo o a alguien, o tal vez por dolor de su preñez. Lo cierto es que para que los obreros de Vorónezh no se dieran cuenta de que estaba ahí es porque ella estuvo silenciosa todo el tiempo.

Afortunadamente, todo quedó en un susto y la perrita de Vorónezh está sana y salva. Los vecinos le buscaron un hogar, el cual no sabemos si ya encontraron. Esperamos desde lo más profundo de nuestro corazón que así fuera.

Aquí os dejamos el vídeo del rescate:

Categorías: Noticias Etiquetas:
Te puede gustar