¿Sabes por qué aúllan los perros?

Por las noches, cuando la ciudad está en silencio, todos hemos escuchado a un perro aullar. Y a esa “voz” se suman muchas otras, cerca y lejos, hasta formar una cadena de perros comunicándose entre sí. Pero quizás no sabemos por qué aúllan los perros, qué se están diciendo ni qué intentan hacer todos a una.

El aullido

Los perros descienden de los lobos. Las últimas teorías dicen que los lobos que le tenían menos miedo a las personas se quedaron alrededor de los poblados para aprovecharse de la basura que generaban. La gente vio que los lobos que los rondaban les podían ayudar en la caza, y así empezó una relación de simbiosis y evolución hasta los perros actuales.

Perro aullando

Así las cosas, el aullido de los perros proviene de esta etapa en la que eran lobos, que también aúllan pero no ladran. Se sospecha que los perros aprendieron a ladrar cuando ya habían evolucionado. Algunos canes de caza necesitaban avisar a sus dueños de dónde estaban sus presas, y es que los humanos prestamos atención muy rápido a un ladrido.

De hecho, hay razas de caninos que hoy en día no ladran: los llamados perros primitivos, como las razas nórdicas (samoyedo, husky, malamute…), por ejemplo. Pueden hacer varios ruidos, pero entre ellos no están los ladridos.

La llamada: por qué aúllan los perros

Un aullido es una llamada. Tanto perros como lobos lo usan para saber dónde se encuentran los otros miembros de su familia o su manada.

Por qué aúllan los perros:

  • Para pedir ayuda
  • Para localizar a sus seres cercanos

Es común en canes que tienen un problema o se sienten angustiados aúllen para pedir ayuda. Los que lo pasan mal cuando se quedan solos en casa aúllan para reclamar ayuda a sus dueños, aunque estos no entiendan la llamada o no puedan escucharla. Los perros que se quedan atrapados o se encuentran con un problema que no pueden resolver, hacen lo propio.

Es común encontrar vídeos de lobos aullando para localizar a otros miembros de su manada. Los perros lo hacen también, y es una de las razones por las que, cuando aúlla un solo perro, termina por unirse todo el barrio y más allá.

Es el que primero aúlla quien requiere la ayuda o la localización de otros caninos cercanos, y estos le contestan. Según la distancia a la que suene el aullido, el perro sabe si está solo o acompañado.

En la naturaleza, tantos perros como lobos se sirven de aullar para juntarse con sus seres cercanos. En nuestra civilización, recluidos en casas o jardines, solo pueden saber dónde está el resto, pero no reunirse a menos que se escapen.

Los perros aúllan por instinto

Por lo tanto, emitir un aullido es instintivo. Cuando un perro deja lo que está haciendo y se pone a aullar lo hace de manera instintiva, no porque esté eligiendo hacerlo.

De la misma manera, responder a otro perro que aúlla es instintivo. Y cómo no responder cuando se escucha tan claro como por la noche, cuando no hay más ruidos que distraigan o aíslen el sonido.

Un perro que inicia los aullidos frecuentemente es un perro que tiene un problema: puede sentir dolor, soledad o hambre. Tiene que cubrir una necesidad y pide a su dueño que acuda en su ayuda.

Perro aullando

Las sirenas de las ambulancias

Dentro de las ciudades, es frecuente encontrarnos con perros que se ponen a aullar cuando se cruzan con una sirena, como las de las ambulancias, bomberos o policía.

Esta respuesta es también instintiva: la sirena recuerda demasiado a un aullido. Desde el punto de vista del can ese sonido que viene de la calle es otro perro pidiendo ayuda. Se ven obligados a contestar, aunque suene raro. Son aullidos que suelen tardar poco en cesar, ya que el emisor del aullido ha desaparecido y suele haber muchos otros ruidos que lo acallan.

Ahora ya sabes por qué aúllan los perros y a qué se debe esa cadena de voces que empieza por la noche y que se extiende por la zona en la que vives: son los canes consolándose entre ellos, o que recuerdan a sus amigos dónde están.

Por último, recuerda que aullar es instintivo: no sirve de nada reñir ni intentar ccallar al perro que aúlla. En definitiva, aullar es supervivencia.

Fuente de la imagen principal: nathanmac87

Te puede gustar