Descubre por qué los gatos se lamen tanto

Alba Muñiz 26 abril, 2017

Los mininos tienen fama de ser muy limpios, y es así que pasan buena parte de su tiempo acicalándose. Sin embargo, la higiene no es el único motivo por el que pasan su rasposa lengua sobre su pelaje. Te contamos los distintos motivos del porqué los gatos se lamen tanto.

El acicalamiento, una buena costumbre gatuna

Un felino sano y feliz dedicará mucho tiempo a acicalarse y, seguramente, quedará esplendoroso. Cuando estos animalitos se lamen, no solo remueven los pelos muertos y los parásitos de su pelaje. También estimulan las glándulas de la piel y así la mantienen protegida.

Cuando nace una camada de gatitos, son higienizados por su madre. Pero a la tres semanas de vida, ya comienzan a limpiarse por sí solos. E incluso se lamen entre ellos y acicalan también a su progenitora.

Esta costumbre de lavarse mutuamente se da también en animales adultos. Si tienes más de un gato, seguramente habrás observado que se lamen unos a otros. Este comportamiento crea fuertes lazos entre ellos. Y es que de esta manera también se crea un olor común que unifica al grupo.

Todo minino que se precie pasará buena parte del día, y de su vida, acicalándose. Pero además de la higiene, hay otros motivos por los que los gatos se lamen tanto. Entre ellos, la regulación de su temperatura corporal o para liberarse del estrés que les provocan algunas situaciones anómalas.

Otras razones del porqué que los gatos se lamen tanto

Pero como te anticipamos, aparte de la limpieza, hay más razones por las que los gatos se lamen tanto. Lo hacen, por ejemplo, para regular su temperatura corporal.

Es que los felinos domésticos solo tienen glándulas sudoríparas en las almohadillas plantares. Por eso, al lamerse, también regulan su temperatura por medio de la evaporación de la saliva que depositan sobre su piel.

Con el lamido también liberan endorfinas, que les provocan un efecto calmante y placentero. Es así que se acicalan cuando están estresados por motivos diversos.

Más motivos del acicalamiento felino

Otros de los motivos por los que los mininos pasan tanto la lengua sobre su pelaje son:

  • Eliminar el olor que puede haberles quedado después de comer. En estado salvaje, sus antepasados se cuidaban de esta manera de ser descubiertos por sus depredadores.
  • Curar posibles heridas. Es que su saliva contiene agentes antibióticos naturales que los protegen de una infección.
  • Estimular el sistema circulatorio, gracias a su lengua provista de filamentos de queratina.

Reconoce cuándo un minino se lame de manera excesiva

De todas formas, seguro que te estarás preguntando cuál es el limite entre lo normal y el exceso de lamido. Una clara señal de que los mininos se acicalan más de lo necesario es cuando empiezan a perder pelo, se forman calvas y su piel se ve irritada.

La causa para este lamido persistente, e incluso compulsivo, puede buscarse en algunas enfermedades, por ejemplo, de la tiroides. Pero también suele deberse al picor que le produce la presencia de parásitos o las alergias alimentarias.

Además, hay motivos psicológicos para el lamido excesivo. Estos hay que rastrearlos, por lo general, en el estrés y la ansiedad que les provocan a los mininos ciertas situaciones anómalas. Por ejemplo:

  • Mudanzas
  • Incorporación de un nuevo miembro a la familia, sea animal o humano
  • Cambios en la disposición de muebles y otras remodelaciones en el hogar
  • Presencia de personas extrañas, como es el caso de los albañiles

¿Tu minino también te acicala a ti?

Pero si además de pasar buena parte de su tiempo acicalándose, tu minino te lame también a ti, ponte más que contento. Es una clara señal de que te quiere mucho y que confía en ti.

En definitiva, te está diciendo que eres uno de los suyos.

Así que, aunque te raspe un poquito con su lengua, deja que te demuestre, a su manera, todo el afecto que te tiene.

 

Guardar

Te puede gustar