Los osos polares y el calentamiento global 

Virginia Duque 30 diciembre, 2015

El hecho de que con nuestros actos causemos daño a los animales es algo que ya sabemos, pero parece no importarnos demasiado. De hecho, el calentamiento global va de mal en peor causando estragos en los hogares de muchas especies, las cuales si no se remedia la situación, dejarán de existir.

Veamos cómo todo esto está afectando a uno de los animales más divertidos y queridos por todos: los osos polares.

Los osos polares y la destrucción de su hábitat

oso polar

Los osos polares solo viven en el Ártico ya que están creados para vivir y andar en el hielo. El cambio climático o calentamiento global está haciendo que el hielo del Ártico se derrita y que esté llegando a extremos de desaparecer.

Al hacerlo, deja de ser un lugar tan frío como para que vivan especies como las focas, el principal alimento de los osos. Debido al calentamiento global, las focas se ven obligadas a moverse constantemente en busca de algo para comer y esto hace que los osos polares cada vez tengan más dificultad para encontrar el suyo. Como se dice: el pez que se muerde la cola.

Este hecho ha llevado a la desaparición de muchos ejemplares de osos polares debido a varias razones:

  • Una es que la falta de alimento ha matado a muchos.
  • El calor está destruyendo a otros.
  • Por último, algunos más aventureros que han osado a ir a buscar su comida a un lugar donde estar cómodos, se han acercado demasiado a los humanos, quienes los han cazado por mero placer o para satisfacer sus deseos más sibaritas.

El hielo derretido

Los osos polares utilizan el hielo como puente de la tierra al agua. Van de la tierra al hielo, saltan de este para cazar y lo vuelven a usar como plataforma para subir a la tierra. El problema es que el hielo se derrite tan rápido que le obliga a volver a tierra y quedarse allí conformándose con el alimento que haya, si es que hay alguno. ¡Qué triste!

El hielo también convierte, o convertía, el Ártico en uno de los lugares más fríos de la tierra, lo cual es un clima propicio para los osos polares. Muchas veces, nos hemos preguntado por qué viven ahí con el frío que hace. Bueno, su cuerpo tiene la capacidad de alcanzar los 50 grados Farenheit. Así que si alguna vez vas por el Ártico de vacaciones y tienes frío, acércate a un oso polar.

El estado de los osos polares

Está claro que todo esto ha tenido un fuerte efecto en los osos. Hay muchos desnutridos y otros mueren. Cada vez hay menos ejemplares de esta especie y los expertos afirman que si seguimos este ritmo los osos polares desaparecerán por completo de la tierra en menos de 100 años.

Esta es otra consecuencia más del mal gobernar del hombre y de su ambición. También del egoísmo. Todos sabemos que si no usamos perfumes, ni sprays de pelo y sustituímos las bolsas de plástico por unas de tela, podemos ayudar no solo a mejorar el cambio climático sino a perpetuar muchas especies.

oso polar

¿Por qué no lo hacemos entonces? Porque nos hemos vuelto cómodos dejándonos envolver en una era donde el consumismo y las aparencias están por encima de todo lo demás, incluso de la vida de muchos animales.

Hace 100 años había cientos de especies de animales que nuestros hijos jamás conocerán porque nuestra avaricia y egoísmo las han destruido. 

Si seguimos alimentando nuestras malas actitudes, es muy probable que los hijos de nuestros hijos vivan en un mundo sin animales, o peor, no puedan vivir porque ya no pueda existir la vida en la tierra.

La tierra fue creada para autorregenerarse y autoabastecerse por ella misma, pero el ser humano está acabando tan rápidamente con sus recursos por calmar su sed de dinero y ambición que estamos llegando a extremos más peligrosos de los que nuestra mente está preparada para afrontar.

Desde Mis Animales te pedimos que hagas todo lo que esté en tu mano por mejorar esta situación.

 

Te puede gustar