Esto es lo que tu perro odia

Virginia Duque Mirón · 17 abril, 2018
Por más que entre humanos hayan cosas que no nos molesten, los canes no son iguales a las personas, y hay comportamientos –intencionados o no– hacia ellos que no soportan; sin embargo, algunas de estas situaciones no les queda más remedio que aceptarlas

A pesar de los años que hace que vivimos con perros, aún hay muchas cosas que no sabemos de ellos. Por ejemplo, ¿podrías decir qué es lo que tu perro odia? Sí, hay varias, y te las hemos reunido en una lista que hemos creado pensando en ti y en cómo mejorar la convivencia con tu mascota. ¡No te la pierdas!

Qué es lo que tu perro odia

Que le soples

Este gesto de soplarle a nuestros perros es algo que todos hemos hecho alguna vez. Nos hace gracia y nos despierta ternura ver cómo mueven su cabecita y cómo se rascan con la pata por la molestia del soplido.

Lo cierto es que es algo muy molesto para ellos y no lo aguantan. ¿Te imaginas que alguien constantemente te estuviera soplando en el ojo aunque dijeras que no? Pues así se siente tu mascota, así que evita hacerle esto por más gracia que te hagan sus gestos luego.

Que lo abraces

Por más achuchable que sea tu compañero, él odia los abrazos. De hecho, no te sorprendas de que se vaya en cuanto lo tengas entre tus brazos más de la cuenta. Le gustan las caricias, los mimos y que le rasques la barriga, pero a la que se ven rodeados y sin salida, las cosas comenzarán a ir mal.

Abrazar perro

El problema reside en que los perros no ven los abrazos como una muestra de cariño, sino como una forma de sentirse acorralados e indefensos.

El baño

Entre las cosas que tu perro odia, el baño es un clásico, pues no es de extrañar que, en cuanto nos ven coger la toalla, salgan a esconderse en el primer lugar que encuentren.

Son varios factores los que hacen que tu mascota se sienta así. El espacio reducido, los jabones y olores, el agua, los desparasitantes… Un momento odioso para ellos, pero necesario.

La correa

Una correa corta que no le permita libertad de movimientos es una de las cosas que tu perro odia. Aunque resulta irónico, ya que cuando te ve coger la correa se vuelve loco de alegría pensando en lo que eso significa. Sabemos que tienes que mantener controlado a tu perro, pero hay correas que lo permiten a la vez que le dan un poco más de libertad y movimiento.

La ropa

La moda de ponerle ropa a los perros se implantó hace unos años a nivel internacional. No se sabe muy bien si esto fue por seguir los pasos de los famosos que reflejaban su extravagancia a través de sus mascotas o por otros motivos.

Ropa para perro chihuahua

Sea como fuere, lo cierto es que los perros son perros y no personas; la ropa no fue hecha para ellos. No es de extrañar que un perro al que le hayan puesto una prenda, se pelee con esta para arrancarla de su cuerpo.

Que hables demasiado

Otra de las cosas que tu perro odia se encuentra en el hecho de que lo veas como un amigo humano al que contarle lo que has hecho en el día o cómo te ha ido en el trabajo. No nos engañemos, pues lo único que tu perro espera de ti es que lo mimes, lo saques y le des de comer cuando llegas del trabajo.

Sucede lo mismo en el caso de las órdenes. No le gusta que se las repitas todo el tiempo ni que le expliques el por qué sí o el por qué no. Solo díselo una vez, claro y firme, pero siempre con cariño.

Que le cortes las uñas

Tu afición a la manicura canina no es para nada del agrado de tu perro. De hecho, como sucede a la hora del baño, es probable que tu mascota salga corriendo a esconderse para evitar el mal trago. Sabemos que esto no se puede evitar, pues es necesario para su higiene y su salud, pero intenta que sea lo más agradable posible para él.

Esto es lo que tu perro odia con todas sus fuerzas, algunas cosas evitables y otras no. Si quieres mejorar la convivencia con tu mascota, evita lo que puedas e intenta mejorar las otras situaciones necesarias.