Dos jóvenes matan a 72 lechones lanzándose sobre ellos en Almería

Hace pocos días ocurrió en Almería un terrible hecho que ha dado la vuelta al mundo por lo impactante y por lo cruel, donde una vez más se dejó al descubierto la barbarie que algunas personas pueden perpetrar sobre otras especies.

Y es que, de todos los crímenes que se pueden cometer, el maltrato animal es uno de los más degenerados y abominables. Atentar contra la vida e integridad de uno de estos seres es un acto que no solamente refleja la frialdad despiadada de quienes lo cometen, sino también un muy delicado problema que desafortunadamente sigue ocurriendo hoy en día.

Lejos de ser una buena noticia, se trata de un suceso que debe ser expuesto para exhibir y juzgar a los que consideran que la vida de los animales es algo con lo que se puede jugar, sin sufrir ninguna clase de consecuencia.

El suceso que aterrorizó Almería y al mundo

El hecho ocurrió el pasado 7 de enero de 2016 en Huércal-Overa. Allí, dos jóvenes de 19 y 22 años, trabajadores de una explotación porcina, decidieron cometer uno de los actos más inhumanos que se recuerdan, para posteriormente difundirlo a las masas como si se tratara de una broma o algo digno de celebrar.

Sus víctimas fueron nada más y nada menos que 72 lechones, que fueron sacrificados brutalmente para su único e insólito disfrute y júbilo.

Lo más impactante fue que de todos estos pequeños e  inocentes animales solamente 19 murieron al instante, mientras que los 53 restantes padecieron gravemente hasta fallecer poco tiempo después.

Un acto abominable

IMPORTANTE: El siguiente vídeo puede herir la sensibilidad del espectador.

El modus operandi del crimen fue terrorífico, ya que para cometer esta horrenda barbarie, los jóvenes decidieron trasladar a los lechones del módulo en el que se encontraban hacia otro. En el momento en el que estaban en el pasillo de traslado, les cerraron en los accesos para que quedasen atrapados y no pudieran escapar de ninguna forma.

Llegados a este momento, uno de los chicos procedió a saltar violentamente hacia el estrecho espacio en el que se encontraban los lechones, generándoles fracturas, traumatismos y todo tipo de daños, que acabarían brutalmente con sus vidas.

Este joven llegaría a saltar hasta en  3 ocasiones, cayendo con todo su peso sobre estos inocentes animales, mientras que el otro chico grababa el inconcebible suceso con su teléfono móvil.

Difusión del crimen y detención

Una vez terminada la matanza, los chicos decidieron darle uso al video que habían grabado y difundirlo en WhatsApp, lo cual terminó siendo un error que les costaría muy caro.

Y es que pocos días más tarde, el responsable de la explotación porcina observó la reproducción en la que se podía ver detalladamente lo que estos jóvenes hicieron con los lechones.

Ante esta situación, procedió inmediatamente a informar al Seprona de la Guardia Civil sobre el hecho, para que se tomasen todas las medidas correspondientes.

Una vez que los agentes vieron el vídeo, procedieron a  identificar localizar a sus autores, quienes están siendo investigados por los crímenes de maltrato animal y daños.

Las diligencias que han sido instruidas por este ente de seguridad junto a los investigadores, han sido puestas a disposición del Juzgado de Guardia de Húercal-Overa.

Maltrato animal en España

Maltrato animal

A pesar de que en España el maltrato animal es un problema que en numerosas ocasiones ha llegado a ocurrir, también es cierto que en los últimos tiempos se han tomado contundentes iniciativas para cambiar esto.

Una de las más conocidas ha sido la manera en la que la legislación ha conseguido endurecerse, al contar con nuevos delitos y penas más fuertes a quienes cometen estos crímenes.

De hecho, uno de los acontecimientos más impactantes de 2015 fue la condena a prisión de un hombre de Mallorca, culpado por asesinar a palos a su caballo, después de que este perdiese una carrera.

Lo que resultó ejemplar en este caso, fue que, por haber sido condenado a 8 meses, el criminal podría no haber ingresado en prisión al ser una pena menor a los dos años. Sin embargo, la magistrada decidió que permaneciese recluido, ya que el incumplimiento de su estancia en la cárcel significaría un mensaje antipedagógico para la sociedad.

Imágenes cortesía de www.elalmeria.es.

Categorías: Otras mascotas Etiquetas:
Te puede gustar