¿Cuándo necesita un psicólogo tu mascota?

Francisco María García · 28 febrero, 2018
Son seres vivos y tienen emociones, por lo que sienten y padecen, de ahí que a veces puedan surgir comportamientos inadecuados que van desde el decaimiento, pasando por la falta de apetito, hasta miedos y actitudes violentos

Diferentes estudios han logrado determinar que los animales de compañía tienen necesidades emocionales. Además de su alimentación, refugio y vacunas, también necesitan mantener un equilibrio mental. Entonces es necesario saber identificar en qué momento necesita un psicólogo tu mascota.

Nuestros animales son también seres sociales. Son una parte activa de la familia, reconocen los roles de cada integrante del grupo y posicionan el propio. Cualquier modificación en toda la estructura de su entorno puede desestabilizarlos.

Al igual que sucede con los humanos, las mascotas suelen resistirse al cambio, que se soluciona con los  beneficios de la ayuda psicológica. Además tienen memoria, por lo que los traumas del pasado sin resolver suelen afectar sus reacciones actuales.

Síntomas de que necesita un psicólogo tu mascota

Muchos expertos en el tema coinciden en que hay ciertos cambios en su comportamiento que son señales de alerta. Cuando alguno o varios de estos factores son notorios en el animal, hay que prestar atención. Si notamos que la conducta se mantiene por unos días, es señal de que nuestra mascota necesita un psicólogo.

  • Decaimiento o falta de interés. Se mantiene recostado o alejado y no manifiesta interés por juegos u otras acciones que le gustan; están con aspecto triste y cansado.
  • Falta de apetito. Su alimento se mantiene intacto o apenas lo prueba. Se puede intentar con ofrecerle otros productos para saber que no es cuestión de gusto.
  • Exaltaciones desmedidas. Frente a un acercamiento cariñoso o con ruidos externos, nuestro amigo se sobresalta; ladra de manera desmedida, gruñe y se vuelve violento. Tienen reacciones que denotan miedo y nerviosismo inexplicables para su amo.
  • Destruye objetos cuando no lo ven. Si al regresar a casa nos encontramos con los cojines despedazados, la casa o algunas partes están con destrozos. La mascota tuvo una crisis y se dedicó a romper en su soledad todo aquello que más quieren sus dueños.
  • Huidas inusuales. El animal comienza a esconderse o intenta huir en diferentes oportunidades; algo no le permite estar tranquilo y no desea estar en su hogar. Más allá de los buenos cuidados, algo le está causando mucho daño.
Perro que muerde los muebles

Causas por las que necesita un psicólogo tu mascota

Diferentes factores pueden ser los que han desequilibrado emocionalmente a nuestro animal de compañía. Y muchos de ellos pueden parecer insignificantes para su amo, por lo que se hace más difícil descubrir si necesita un psicólogo.

  • Las mascotas suelen tener un marcado sentido de pertenencia. Llegan a considerarse los amos de todo su entorno, incluso de sus dueños. Si en el hogar llega una nueva mascota, nace un bebé o llega un invitado nuevo a vivir, puede ser un golpe al orgullo y a la independencia del animal.
  • Mudanza. Cambiarse de casa e incluso hasta de ciudad suele ser muy estresante para los hombres; para las mascotas también. Todo su entorno se altera, extrañan su ambiente, sus aromas y ruidos. Es un proceso de adaptación que a veces no pueden superar sin ayuda profesional.
  • Separaciones. Los cambios en el tiempo que la mascota pasa con su amo afectan su estado mental. Más horas de oficina, viajes a los que no pueden acudir, e incluso la muerte son situaciones que suceden. El animal no puede comprender el porqué de la ausencia y es común que su comportamiento se vea alterado.
  • Traumas antiguos. Accidentes, sometimiento o golpes traumatizan al animal; eso está en su mente y sale a relucir en los momentos menos imaginados. Sucede sobre todo en los perros adoptados a los que no se le conoce su pasado; tal vez tengan ahora los mejores cuidados, pero ofrecen reacciones extrañas o violentas inesperadas. En esos casos no hay duda, la mascota necesita un psicólogo.
Mascota deprimida

¿Acudir a un psicólogo para tu mascota?

Es una duda que muchas personas mantienen. Aunque existen sociedades en las que ya lo han incorporado como algo natural y necesario, otras personas todavía tienen prejuicios. Y creen que un veterinario o ellos mismos pueden solucionarlo.

La verdad es que todas las personas que rodean al animal son necesarias para tratar la salud mental de la mascota. Es un verdadero trabajo en equipo; el veterinario tiene conocimientos para comenzar y complementar su evaluación con el psicólogo. 

Por su parte, los propietarios son los que tienen que acompañar a su mascota a las sesiones. Luego es cuestión de tiempo, paciencia y mucho amor.