Cosas que tu perro odia y tú no lo sabías

Francisco María García · 22 febrero, 2019
En la convivencia con nuestras mascotas se producen toda clase de sensaciones y emociones; no solo en nosotros los humanos, sino también en nuestras mascotas, y hay cosas que tu perro odia que debes conocer...

El hecho de que los perros son los amigos más leales es un argumento muy extendido. Nuestras mascotas están siempre dispuestas a alegrarnos cada día y compartir buenos momentos en nuestra compañía. Pero también hay cosas que tu perro odia sobre ti y tu rutina y, tal vez, no hayas percibido.

5 cosas que tu perro odia sobre ti y tu rutina

Nuestros canes son extraordinariamente inteligentes y sensibles, por lo que captan fácilmente estímulos que nos pasan totalmente desapercibidos. Además, como utilizan mayormente el lenguaje corporal para comunicarse, son capaces de ‘leer’ nuestras expresiones faciales, gestos y acciones, aunque no les digamos ni una sola palabra.

Por tanto, hay algunas cosas que tu perro odia y es importante estar atentos a ellas; la consecuencia puede ser el estrés de nuestros amigos y favorecer el desarrollo de problemas de comportamiento, como la agresividad y hábitos destructivos.

Para ayudarte a mejorar el vínculo con tu mejor amigo, y así evitar los problemas de convivencia, a continuación veremos las cinco cosas que los perros más odian sobre nosotros y nuestra forma de ser:

  • Las demostraciones de afecto tan ‘humanas’

Las personas estamos acostumbradas a demostrar el afecto con besos, abrazos, etc. Pero este tipo de demostraciones no siempre supone la lógica de interacción social de los perros.

Abrazar perro

En la práctica, un abrazo para tu perro puede parecer más un acto de ‘aprisionamiento’ que un ‘gesto de amor’. De hecho, a la gran mayoría de los perros no les agradan los abrazos.

Lógicamente, a los canes les encanta dar y recibir cariños y mimos, en especial con sus dueños y familiares. No obstante, ellos tienen su propia manera de expresar su aprecio y disfrutar de la compañía de sus humanos favoritos.

  • El ‘exceso de palabras’

Para nosotros, el lenguaje oral es la más importante y habitual forma de comunicar nuestros pensamientos, sentimientos y deseos. Tanto es así que muchos tenemos el hábito de hablar solos para ‘pensar mejor’ o prepararnos para una presentación o evento importante.

Hablar con tu perro

No obstante, una de las cosas que tu perro odia sobre ti es tu ‘exceso de palabras. Como mencionamos, los perros utilizan mayormente su cuerpo para comunicarse, a través de posturas, acciones y expresiones faciales; la vía oral no es el único método de relacionarnos con nuestra mascota.

Ello no significa que a tu perro no le guste cuando le hablas, pero sí que espera que utilices más tu lenguaje corporal para transmitirle tu mensaje. De esta forma, para mejorar el vínculo y la comunicación con tu mascota te aconsejamos conocer más sobre el lenguaje corporal canino.

  • Los hábitos y ambientes ruidosos

Siempre mencionamos que los sentidos de los perros son más desarrollados que los nuestros, en especial la audición y el olfato. Quizá poner la música alta para cantar, bailar o alejar la ‘mala vibra’ pueda parecernos algo libertador o divertido.

Miedo al ruido de los petardos

Pero esta también es una de las cosas que tu perro odia, pues los ruidos fuertes pueden asustarlo o generarle un importante incómodo. Por esta misma razón, tu can puede esconderse o mostrarse molesto frente a objetos y electrodomésticos ruidosos, como las aspiradoras y los secadores de cabello.

  • Los regaños y castigos

Seamos sinceros: ¿a quién le gusta que le griten, castiguen, encierren o humillen? Seguramente, a ninguno de nosotros y tampoco a nuestros perros. Los regaños exponen los perros a emociones negativas, como miedo, estrés y ansiedad, lo que resulta perjudicial para su salud física y mental.

Pipí de golden retriever

Además, los castigos y métodos violentos resultan muy peligrosos, ya que un animal tiende a defenderse al sentirse amenazado. Por ello, recuerda elegir el refuerzo positivo para educar a tu perro, y así incentivar su aprendizaje y sus capacidades cognitivas.

  • La falta de rutina

La rutina ha ganado cierta ‘mala fama’ entre los seres humanos, y es que está vista como algo ‘aburrido’. No obstante, una de las cosas que tu perro odia es no tener una rutina bien definida en su día a día contigo.

Horas de sueño de un perro

Casi todos los animales necesitan aferrarse a una rutina para sentirse más seguros, para así evitar la exposición a riesgos innecesarios. Por supuesto, los perros no son una excepción y se ven altamente beneficiados por una rutina de vida saludable.

Estos buenos hábitos deben incluir horarios de alimentación, de paseos, de estimulación mental, de descanso y, lógicamente, de diversión. De esta forma, vamos a generar una buena convivencia diaria con nuestras mascotas.