¿Convivir con gatos es bueno para la salud?

Los gatos son mascotas juguetonas y muy curiosas. Si vives con un minino es interesante que conozcas qué beneficios puede traerte esta convivencia.
¿Convivir con gatos es bueno para la salud?
Samuel Sanchez

Revisado y aprobado por el biólogo Samuel Sanchez el 13 octubre, 2021.

Escrito por Manuela Herrera Montoya, 13 octubre, 2021

Última actualización: 13 octubre, 2021

Convivir con gatos (con uno o con varios) te trae amor incondicional y una gran compañía a tu vida, pero ¿es bueno para la salud? Varios estudios han demostrado muchos beneficios que seguro no imaginabas que existían a la hora de compartir hogar con mininos. 

Aunque tengan fama de ser independientes y alejados de sus dueños, los mininos son una compañía inigualable. Si quieres conocer los beneficios que pueden traer a tu salud, continúa leyendo. 

Convivir con gatos es bueno para la salud

Aunque los michos son animales independientes a los que les gusta hurgar y explorar en sus propios términos, también son muy cariñosos con sus dueños y las personas en quienes confían ¿Cómo de beneficioso puede ser para la salud vivir con uno de ellos?

Tener un gato es extremadamente gratificante, pues expertos afirman que los mininos cuentan con la habilidad de calmar tu sistema nervioso y al mismo tiempo de llenarte de diversión y muchos juegos. Además, suelen ayudar a reducir el estrés, lo cual repercute de forma muy positiva en la salud de tu corazón.

Con el simple acto de acostarse en tu regazo al final del día, mientras miras la televisión o lees un libro, los felinos provocan que liberes sustancias químicas en tu cerebro que te permiten pasar la noche relajado y descansado. Este es solo uno de los múltiples beneficios que reporta la convivencia con ellos. 

Un ejemplo de gimnasio para gatos.

6 beneficios de vivir con un gato

Si bien tener una mascota proporciona una gran cantidad de beneficios para la salud, existen algunos que son específicos de los gatos y han sido comprobados por profesionales en el tema. Te los mostramos en las siguientes líneas.

1. Reducen el estrés y la ansiedad

Los propietarios de los felinos saben que una sesión de caricias o juegos convierte un mal día en uno que merece la pena. Además, evidencias científicas citadas afirman que el ronroneo de un felino puede calmar tu sistema nervioso y disminuir tu presión arterial. Esto, a su vez, se traduce en una reducción de los síntomas de estrés.

2. Mejoran tu salud física

Los dueños de gatos tienen un riesgo menor de presentar enfermedades cardíacas, presión arterial alta y accidentes cerebrovasculares. Explica la Fundación Affinity que los propietarios de mininos (y perros) muestran signos de mejor salud física debido al vínculo emocional que tienen con sus animales. Además, estas relaciones podrían ayudar a reducir el riesgo de obesidad.

Los muestreos parecen indicar que tener mascotas se traduce en mejor salud, pero recuerda que esto no sustituye una visita al médico y no se aplica en todos los casos. 

3. Pueden prevenir las alergias

Es común escuchar que el pelo de los felinos es uno de los alérgenos más populares. Sin embargo, si un niño se expone a los mininos durante los primeros años de vida, es más probable que desarrolle un sistema inmunitario que combata las alergias a los gatos. En esta premisa se basan técnicas como la inmunoterapia para el acondicionamiento a alérgenos.

De todas formas, también puede ocurrir el caso contrario. Las alergias se desarrollan tras un periodo de exposición, así que entrar en contacto con un posible alérgeno nunca implica inmunidad en el 100 % de las ocasiones. 

4. Su ronroneo podría ayudar a sanar huesos, tendones y músculos

El ronroneo de los gatos es uno de los sonidos más reconfortantes del mundo. Aunque a veces significa que los felinos están felices y cómodos, también se ha asociado durante mucho tiempo con una capacidad de curación terapéutica en los huesos y los músculos humanos.

Esto es debido a que el ronroneo de los felinos crea vibraciones a una frecuencia de 20 a 140 Hz. Los estudios han demostrado que las frecuencias en el rango de 18 a 35 Hz tienen un efecto positivo en la movilidad articular después de una lesión, pero queda mucho camino por recorrer para averiguar si este acto de verdad puede agilizar sanaciones. 

5. Reducen los sentimientos de soledad 

Los felinos son excelentes animales de compañía y ofrecen un amor incondicional que puede ser igual o mayor que el de otros amigos y confidentes humanos. Por ello, son ideales para personas solitarias o que viven en riesgo de exclusión social. 

6. Son un gran apoyo emocional

Los gatos nos traen beneficios en el aspecto psicosocial, pues en momentos de estrés los animales de compañía brindan efectos positivos. Esto ocurre no solo en momentos de estrés y ansiedad, sino también en situaciones muy difíciles, en las cuales son un gran apoyo emocional

Incluso en personas con alguna dolencia psicológica (como la depresión) se ve claramente que la interacción con un gato disminuye los síntomas negativos.

Beneficios en adultos mayores

Cuenta American Humane que los gatos le traen un mejor estado de ánimo a las personas mayores, quienes suelen sentirse solas o deprimidas cuando se jubilan, pierden a su cónyuge o cuando sus hijos se mudan. Las mascotas ayudan a las personas mayores a superar la soledad y la depresión al brindarles afecto, compañía, entretenimiento y un sentido de responsabilidad y propósito.

Los adultos con mascotas tienden a levantarse, hablar y sonreír mucho más que cuando no hay animales en casa. Debido a esto, su salud mental y física también mejoran: aunque los gatos requieren un cuidado mínimo, este fomenta un ejercicio muy necesario. 

Beneficios en niños

En cuanto a los beneficios que traen los felinos a los niños, se pueden contar muchos. Destacamos los siguientes:

  • Incrementan la responsabilidad: el cuidado de un animal muestra a los niños los resultados directos de sus acciones, lo que les permite evaluar cómo benefician o perjudican a los demás seres vivos. 
  • Ayudan a trabajar la paciencia: los gatos en particular suelen enseñar a tener paciencia, ya que a menudo son animales solitarios y asustadizos alrededor de niños activos y ruidosos. Esto significa que los pequeños necesitarán aprender cuándo es el momento de jugar y cuándo es tiempo para estar a solas.
  • Fomentan el compañerismo: al interactuar con los felinos, los niños aprenden a ser amables con los animales que son pequeños y delicados.
  • Enseñan sobre la vida social: las enseñanzas de los vínculos que los niños crean con sus amigos felinos se transfieren a los que pueden formar con otros humanos. Al aprender a compartir y jugar según la comodidad de otros, los infantes desarrollan habilidades sociales que les ayudan en las interacciones que tendrán en la escuela y a lo largo de sus vidas.
¿Cómo atrapar un gato que se ha escapado?

Como cualquier mascota, los mininos enriquecen tu vida de muchas formas, algunas inimaginables. A pesar de que aún quedan incógnitas por descubrir sobre los efectos positivos de convivir con gatos, todo parece indicar que compartir con ellos es bueno para la salud física y psicológica en muchos aspectos. 

Te podría interesar...
A mi gato no le gusta que le toquen las patas: ¿por qué?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
A mi gato no le gusta que le toquen las patas: ¿por qué?

Si a tu gato no le gusta que le toquen las patas puede ser por muchas razones. Descúbrelas aquí junto con varios consejos para que lo supere.



  • American Humane. (2018a, junio 4).
  • American Humane. (2018b, junio 26).
  • Fundación Affinity. (s. f.).
  • . Recuperado 7 de octubre de 2021, de
  • GOODNET - GATEWAY TO DOING GOOD. (2018, 8 agosto).
  • . Goodnet.
  • helpguidewp. (2021, 19 abril).
  • . HelpGuide.Org.