¿Cómo saber si mi perra está embarazada?

 Determinar si una perra ha quedado preñada puede ser un poco difícil, aun si existe el conocimiento de que se ha producido una monta. Sin embargo, no es una labor imposible. Te damos estas instrucciones para que puedas determinar si tu perra está embarazada.

Uno de los momentos fundamentales para el correcto desarrollo de un cachorro se da dentro del vientre materno, y es por esto por lo que los cuidados sanitarios son tan importantes. La manera más efectiva de darte cuenta si tu perra está esperando cachorros es llevarla al veterinario para realizar una prueba de sangre y una ecografía.

Sin embargo, si tu perra no se encuentra esterilizada y ha estado en contacto con otros perros mientras estaba en celo, o tiene un comportamiento inusual, te damos algunos síntomas para que puedas determinar si se encuentra en estado.

Inapetencia

Contrario a lo que ocurre con las mujeres, a las perras los primeros síntomas del embarazo les producen inapetencia. Si bien no dejará de comer del todo, sí observarás una reducción considerable en su apetito, ya sea porque coma menos veces en el día o porque lo haga en porciones mucho más pequeñas.

Sin embargo, la falta de apetito puede deberse a una gran variedad de razones, así que lo mejor será que lleves a tu perra al veterinario en cuanto observes esta conducta, para evitar situaciones como la desnutrición o la deshidratación. Además, es mejor diagnosticar a tiempo cualquier tipo de patología diferente al embarazo que pueda estar sufriendo tu mascota.

Cambios corporales

embarazo perras

El cuerpo de las perras sufre una transformación casi tan asombrosa como la que atraviesan los humanos. Por ejemplo, durante las primeras semanas de embarazonotarás un crecimiento visible de las mamas, que tiende a ser una señal inequívoca de preñez. Esto se debe a que el cuerpo de tu perra se está preparando para amamantar a las crías, por lo que sus mamas se hincharán más de lo normal. No obstante, también debes tener en mente que pueden atravesar periodos de embarazos psicológicos.

Otro cambio corporal que se hace evidente hacia la mitad del embarazo es que se le empieza a abultar el estómago. Cuando el estado de la perra es avanzado, incluso se pueden sentir los cachorros haciendo una presión leve sobre el vientre del animal.

Cambios de comportamiento

Debido a las alteraciones hormonales, las molestias corporales y otra clase de transformaciones que sufre el cuerpo de tu mascota, lo más probable es que experimente algunos cambios en su conducta. A pesar de que suelen mostrarse activas durante la mayor parte del embarazo, se reducirá considerablemente la cantidad de actividades y ejercicio que realicen. De este modo, si observas que pasa más tiempo en estado de reposo o se la ve cansada sin haber hecho mayor esfuerzo, es probable que esté preñada. Sin embargo, también puede estar causado por otra clase de situaciones, así que es mejor consultar con el veterinario.

Buscará nidos

Durante la preparación para la llegada de la camada lo más seguro es que tu perra busque sitios cálidos, libres de humedad o corrientes de aire donde anidar. Por lo tanto, si observas que transporta mantas o algún otro material acolchado, puede que se esté preparando para parir, así que presta atención. Este comportamiento se agudizará durante las últimas semanas del embarazo, dado que buscará el lugar ideal para parir y cuidar de sus cachorros.

Cuidados especiales

embarazo perrita

En estos casos deberás tener en mente algunos aspectos que bajo ninguna circunstancia puedes descuidar, pues serán fundamentales para la salud de tu mascota y sus crías:

  • Vigilar de cerca que se alimente e hidrate apropiadamente, en especial en épocas de calor.
  • Hacer que haga ejercicio suave, como caminar, pues esto la fortalecerá para el momento del parto.
  • Llevarla semanalmente al veterinario para que monitoree el desarrollo de los cachorros. Este será tu mejor aliado durante estos felices momentos.