¿Tu gato tiene caspa? Anota estos consejos

Al igual que en los humanos, nuestras mascotas pueden padecer las mismas enfermedades que nosotros, además de algunos trastornos en su cuero cabelludo, como puede ser la caspa.

Si tu gato tiene caspa, no dudes en leer el siguiente artículo. A continuación, os hablaremos sobre las causas, cómo combatirla y sobre todo la manera de evitarla.

Causas de la caspa en los gatos

Si notas que tu gato se rasca más de la cuenta, sería conveniente que observes si tiene motitas blancas en su piel. Aunque es más fácil distinguirla en gatos de pelo negro, debes prestar especial atención en los gatos de pelo más claro.

Antes de eliminar la caspa en los gatos, es muy importante conocer la causa que la provocan:

Sequedad en la piel

gato fuente agua

Si tu gato no bebe suficiente líquido, o a través del agua o de los alimentos, es muy probable que se le reseque la piel y posteriormente se produzca una descamación.

Esta sequedad también puede estar producida por una dieta baja en grasas, en este caso nos referimos a las grasas buenas, como las que aportan los ácidos grasos omega 3. Así que sería recomendable darle un suplemento a nuestro gato para que no se produzca esta carencia.

Sobrepeso

Aunque te parezca extraño, una de las causas de que nuestro gato tenga caspa es por sobrepeso. Si tu mascota es obesa, debes mirar la zona de la base de la cola y la parte baja del lomo. Seguro que te preguntarás por qué debes observar estas partes. Es muy sencillo, ya que al estar gordito no puede asearse bien esas zonas.

Si esto es así, sería conveniente poner a dieta a tu gato, pero lo más rápido para atajar el problema es ayudarle tú en el aseo de las zonas donde él no llega. Lo puedes hacer con un pañito húmedo o con una toalla.

Ácaros

Existen unos ácaros llamados cheiletiela o Cheyletiella que se conocen comúnmente como “caspa caminante”. En este caso debes tener cuidado, ya que es contagiosa. Es por eso que te recomendamos que lleves a tu gato al veterinario para que le proporcione algún champú, spray o loción para que elimine estos ácaros.

Si el motivo de la caspa de tu gato son los ácaros, se recomienda limpiar todas sus cosas como su cama, peines o juguetes, para evitar contagiarnos.

Cómo tratar la caspa de tu gato

En primer lugar, debes evitar bañar a tu gato y mucho menos utilizar champú anticaspa para personas. Es mejor que lo cepilles para eliminar la piel muerta.

Tu gato debe estar siempre bien hidratado, por lo que tienes que procurar que nunca le falte el agua fresca y limpia cada día. De esta manera, evitarás que la piel de tu pequeño felino se deshidrate y le aparezca la fastidiosa caspa.

Incorpora en la dieta de tu gato el atún, puedes poner una cucharada en su pienso cada día, así le proporcionarás más grasa a la piel de tu mascota.

Si la causa de la caspa en tu gato es la obesidad, no dudes en llevarlo al veterinario y que le ponga una dieta específica para él, cambiando su alimentación. Además de desaparecer la caspa de su pelo, gozará de mejor salud.

Es mejor prevenir

gato lame

Como dice el refrán “es mejor prevenir que curar”. Es por ello que te vamos a dar algunos consejos para que no aparezca la temida caspa en el pelo de tu mascota. Recuerda que está en tus manos la salud de tu mascota, por ello debes dedicar un tiempo diario a la atención de tu gato.

Cepilla a tu mascota cada día. De esta manera, eliminarás el pelo suelto de tu gato y las células muertas de la piel, ya que con el paso del tiempo podrían ser los causantes de la aparición de la caspa en su pelo.

Procura que tu gato tenga una vida saludable, con una alimentación adecuada rica en omega 3. Intenta que haga ejercicio diario. Te recomendamos que juegues con tu gato; de esta manera, además de hacer ejercicio, se fortalecerá vuestro vínculo y será un gato feliz.

También puedes ayudar en la alimentación de tu gato con suplementos de ácidos grasos esenciales, que ayudan a normalizar la función celular.