Cómo saber si un perro está bien socializado

La socialización es una parte muy importante de la vida del perro. Este proceso cumple un papel esencial en el desarrollo de la personalidad, el carácter y el comportamiento de un can. Aunque pongamos de nuestra parte, a veces podemos llegar a creer que nuestro amigo no está bien socializado. O simplemente que hay algo que no hacemos bien.

Debido a la importancia de que el perro esté bien socializado, es vital poder reconocer cuándo lo está y cuándo no. Por ello, hemos creído necesario darte unos tips que te ayudarán a saberlo.

5 formas de saber si un perro está bien socializado

Cuando el perro es cachorro es cuando debe haber comenzado su imprinting. Este es un proceso de socialización que marcará su personalidad y su derrotero de comportamiento. Un cachorro bien socializado, será un can adulto sin problemas de ningún tipo.

El imprinting

apareciste-tu-cachorro

Este es un proceso de socialización que debe hacerse en un cachorro desde que nace. Al nacer, tiene que estar con su madre y sus hermanos por lo menos dos meses. Esto permitirá que se crea miembro de un núcleo familiar y sea más fácil para él aceptar la pirámide de jerarquía.

Esto hará que el animal esté bien socializado con otros perros y no tenga problemas de adulto al relacionarse con otros de su especie. ¿Cómo saber si un cachorro tiene un buen imprinting?

Cuando vayas a adoptar un cachorro, observar su comportamiento puede ayudarte a determinar si tiene o no un buen imprinting. Un perrito con buen imprinting no te tendrá miedo, irá hacia ti, jugará contigo y otras personas.

Un cachorro tímido, asustadizo o excesivamente tranquilo no tendrá un buen imprinting. Significará que lo apartaron de su madre antes de tiempo y que tendrá problemas en su madurez.

Adaptación a su familia humana

Lo normal es que paulatinamente un perro se acostumbre a su nuevo hogar, a la comida, su lugar para dormir, etc. Sin embargo, si el can muestra problemas para hacerlo, quiere decir que no está bien socializado.

Debe estar dispuesto a adaptarse a los diferentes miembros de la familia, ya sean adultos, niños o ancianos. Mostrar ese interés por integrarse denota que el animal está bien socializado.

Se adapta a otras personas

Un perro bien socializado no se llevará bien solo con su familia sino con las demás personas. A nadie le gusta que su can sea cariñoso y amoroso con él pero que gruña o hasta intente morder a otras personas. Además de los desagradable de la situación, esto podría ocasionar problemas al dueño.

Un perro bien socializado será agradable y simpático con todas las personas sin importar si las ve mucho o poco.

Se relaciona bien con otros animales

En el caso de su relación con otros animales, un perro bien socializado se llevará bien con ellos independientemente de si son canes o de otra especie. No gruñirá ni intentará morder sino jugar y formar parte de un grupo, tal y como sus genes le reclaman.

Un perro bien socializado no debería tener problemas a la hora de convivir con otros peludos o con otros animales. Aunque tu can se lleve bien con la familia y con otras personas, si tiene problemas a la hora de convivir con otros, es posible que esté presentando problemas de socialización.

No tendrá ansiedad por separación

cachorro, un nuevo amigo

Aunque nuestro perritos no quieren separarse de nosotros y es normal que lloren un poco cuando nos vamos al trabajo o por cualquier otro motivo, cuando esto lleva a comportamientos extremos como ladrar de manera compulsiva, romper los objetos de la casa, arañar puertas u otras conductas, indica que hay problemas de ansiedad por separación.

Esta normalmente es causada por problemas al socializar, así que lo mejor sería acudir al veterinario para saber qué puede recomendarnos. Si este no cree que con algunas pautas e incluso alguna medicación el problema disminuya, es probable que sea necesaria la presencia de un psicólogo o un adiestrador canino especialista en comportamiento.