Mascotas pueden detectar enfermedades

Está demostrado que los perros pueden detectar enfermedades utilizando su olfato. Son muy famosos los canes policía, expertos en detectar drogas y demás sustancias peligrosas. Pero investigaciones realizadas han descubierto una nueva forma de aprovechar el agudo olfato de los perros en el campo de la medicina.

Cambios de ánimo para detectar enfermedades

Las mascotas pueden percibir los estados de tristeza o depresión que sienten sus dueños. Hay incluso perros y gatos que llegan a detectar enfermedades de las personas, desde un estado febril a un infarto. Por ello se ha comenzado a incluir a los animales en investigaciones médicas destinadas a mejorar la salud de la población.

Este comportamiento de los animales de compañía nos hace pensar que las mascotas tienen un sexto sentido o un tipo de percepción especial. Estas habilidades de momento no tienen una explicación en la ciencia, afirman especialistas en el área.

Hay estudios que revelan que nuestras mascotas pueden detectar enfermedades. Pueden reconocer, a través de su olfato, indicios de enfermedades como el cáncer.

Aunque se han presentado más casos en perros, en general las mascotas pueden detectar enfermedades.

Los gatos, detectores de enfermedades

gato-sordo

En el caso de los gatos, también tienen un sentido del olfato muy desarrollado. Esto les puede permitir detectar enfermedades en humanos. Los mininos son sensibles a cambios sutiles en el lenguaje corporal de sus dueños.

Sobre los gatos, algunos expertos aseguran que: “Si ellos pasan mucho tiempo contigo, aprenden tu lenguaje corporal”.

El olfato animal

El olfato de los animales es tan desarrollado que pueden detectar olores a miles de kilómetros y otros que difícilmente percibimos. Además de esta capacidad, también pueden saber cuándo se está desarrollando una enfermedad desde etapas tempranas.

La explicación es que, al enfermar, la química de nuestro cuerpo experimenta un cambio, aunque no seamos conscientes de ello. Por ello nuestras mascotas son capaces de percibir compuestos orgánicos volátiles de ciertas enfermedades: Entre ellas se encuentra el cáncer.

Cambios en el estado de ánimo

Además de las enfermedades, las mascotas pueden detectar el estado de ánimo de sus dueños.

Algunos investigadores afirman que los perros son más propensos a acercarse cuando una persona está llorando. Responden de forma muy cariñosa y sumisa.

Esta actitud se debe a que tienen un sensor especial con el cual pueden sentir cómo suben y bajan las hormonas oxitocina, la dopamina y la serotonina, relacionadas a los sentimientos y estados de ánimo

Contra la diabetes y la epilepsia

En Gran Bretaña un grupo de investigadores entrenan perros para ayudar a personas diabéticas. Se da en los casos en que el nivel de azúcar en la sangre desciende de una forma peligrosa.

En un estudio realizado en la Queen’s University, de Belfast, distintos perros han podido detectar minúsculos cambios que se producen cuando una persona está a punto de tener un ataque hipoglucémico.

¿Qué ocurría en el experimento? Pues que más de la mitad de las personas con diabetes, cuando se iba a producir un episodio de hipoglucemia, el perro empezaba a ladrar, llorar e incluso lamer a sus dueños.

Evitar accidentes

En el caso de los niños, muchos perros tienen la capacidad de alertar a las familias de niños con epilepsia que se va a producir un ataque. Los avisos los realizan minutos o incluso horas antes del ataque.

Algunos de los perros que se han investigado, como pastores alemanes, golden retrievers y rottweilers, eran capaces de empujar al pequeño para que se alejara de las escaleras principales de la casa y evitar que se cayera.

Pérdida de consciencia

En los casos en que el dueño pierde la consciencia temporalmente, el perro se tumbará junto a él manteniendo el contacto físico mediante una pata, por ejemplo. De esta forma, cuando el usuario vuelva en sí, desorientado, tendrá un punto de referencia y sabrá que ha sufrido un ataque.

En el embarazo

Los perros llegan a familiarizarse tanto con sus dueñas que advierten cualquier comportamiento extraño en ellas. Desde  su postura hasta cambios en sus emociones, están al tanto.

Algunos perros, días antes del parto, no se despegan de sus dueñas ya que sienten el instinto de protegerlas. Cuando llega el momento, su olfato les indica que el bebé ya está a punto de nacer.

Aviso de terremoto

perro con miedo a las personas

Esta increíble capacidad no ha encontrado justificación. No se sabe con precisión. Tal vez sea gracias a su increíble sentido del oído. O quizá es a través de sus patas que los perros pueden sentir las ondas sísmicas.

Es un hecho probado que el perro es capaz de saber si un terremoto se acerca. Las personas que se encuentran en zonas de peligro, al observar algún comportamiento extraño, deciden tomar precauciones.