Las enfermedades que nos pueden transmitir las mascotas

Nuestras queridas mascotas, además de proporcionarnos afecto y compañía, pueden transmitirnos algunas enfermedades. Los niños más pequeños y las personas inmunodeprimidas son los más propensos a infectarse. Por eso, es importante tomar algunos recaudos para que la convivencia con los animalitos de la casa se produzca en un marco saludable.

¿Cuáles son las enfermedades que nos pueden transmitir las mascotas?

perro y gato

Te pasamos un listado con las dolencias más habituales que pueden traspasarnos nuestros amados bichos, ya sea por contacto directo, a través de algún fluido corporal o con la ayuda de algún intermediario, como es el caso de los mosquitos.

  • Enfermedad por arañazo de gato. Es la infección más común que trasmiten los felinos a través de mordeduras y arañazos o por simple contacto de su saliva con tu piel lastimada. Una protuberancia o ampolla en el lugar de la herida es la primera señal de alerta. Luego pueden aparecer fatiga, fiebre, dolor de cabeza, malestar generalizado e inflamación de los ganglios linfáticos cercanos a la zona afectada. Habitualmente no requiere tratamiento.
  • Toxoplasmosis. Nuestros amigos maulladores también portan el parásito Toxoplasma gondii, que se encuentra principalmente en sus heces. Lo más probable es que las personas con toxoplasmosis no presenten síntomas o que tengan unos muy parecidos a la gripe. De todas maneras, el mayor peligro reside en mujeres embarazadas, que pueden llegar a sufrir abortos o traspasar la infección al feto.
  • Enfermedad de Lyme. El contagio se produce cuando una garrapata que picó a una mascota infectada muerde también a una persona. La primer reacción es una erupción roja alrededor de la mordida. Le siguen síntomas similares a los de la gripe. Si no es tratada a tiempo con antibióticos, pueden aparecer inflamación en las articulaciones y ciertos problemas neurológicos.
  • Rabia. Si bien está controlada es buena parte del mundo a través de la vacunación, hay ciertas regiones donde todavía prolifera y es causa de muerte de gran cantidad de seres humanos. Se trasmite por la saliva, a través de la mordedura de una animal infectado. Los síntomas incluyen fiebre, dolor de cabeza, fatiga, confusión, alucinaciones y parálisis. El tratamiento antirrábico debe recibirse de forma inmediata. La rabia puede ser trasmitida por perros, gatos, animales de granja, mapaches, murciélagos, zorrinos y zorros.
  • Leishmaniasis. Los flebótomos son los insectos transmisores de esta enfermedad. Suele afectar a los perros y para que la infección se transmita al hombre es imprescindible la participación del vector. Las manifestaciones clínicas van desde úlceras cutáneas, que cicatrizan espontáneamente, hasta casos graves en los cuales hay inflamación severa del hígado y bazo.
  • Toxocariasis. Es una enfermedad provocada por la lombriz parasitaria Toxocara, que habita en los intestinos de perros y gatos y se elimina a través de los excrementos. Suele afectar a niños menores de 10 años.
  • Tiña. Es una infección cutánea producida por varios tipos de hongos. Puede ser contraída al tocar perros y gatos infectados. Se trata con medicación antifúngica.

Enfermedades transmitidas por reptiles, aves y roedores

paloma mensajera 2

Si tienes mascotas menos populares, no quedarás exento de que te contagien alguna enfermedad.

  • Los reptiles y anfibios, a través de su piel y sus heces, pueden traspasarte una forma rara de salmonela que causa dolor de cabeza y abdominal, fiebre, diarrea y erupciones en el pecho y la espalda.
  • Los roedores suelen ser portadores de bacterias y virus. Si bien se trata de enfermedades poco comunes, provocan graves consecuencias, incluida la muerte. Es el caso del hantavirus. También transmiten leptospirosis, fiebre de mordida de rata y un tipo de meningitis provocada por el virus de la coriomeningitis linfocítica.
  • En el mundo de las aves, la psitacosis es una de las infecciones bacterianas más conocidas y afecta mayoritariamente a los loros. La transmisión se da cuando las bacterias son aspiradas de la excreta seca, secreciones o polvo de plumas de los animales infectados. Por su parte, la “enfermedad de las palomas”  o criptococosis se contrae cuando una persona inhala organismos presentes en los excrementos de estas aves.

Mantener desparasitadas a tus mascotas y mantener una buena higiene de manos luego de acariciarlas, de limpiar sus excrementos o manipular otros objetos que les pertenecen, son buenas medidas para evitar posibles contagios.