Conoce a la tortuga que tiene prótesis de ruedas

Aunque las historias de superación siempre tienen una historia triste detrás, nos gusta compartirlas contigo. Nos enseñan lecciones valiosas que nos ayudan a enfrentarnos a los duros golpes de la vida, como ocurrió con esta tortuga.

En esta ocasión te hablaremos de una tortuga con espíritu de superación. Pasó un mal trago, pero tuvo un final feliz, dentro de lo que las circunstancias le permitían.

La tortuga atacada

No suele ser muy común que sucedan episodios de este tipo. Pero a esta tortuga, de la que no sabemos el nombre, las ratas le comieron sus patas delanteras dejándola desvalida. Su dueña gastó más de 1200 euros en el veterinario para intentar aliviar su situación, pero desgraciadamente no sirvió de mucho.

Las patas son esenciales en la tortuga. A diferencia de otros animales, no puede hacer nada si pierde dos de ellas. Sin embargo, al hijo de Jude Ryder, la dueña de este animal, se le ocurrió una idea genial.

Pensó que no sería tan difícil hacer una especie de prótesis de ruedas para que el animalito pudiera caminar. Por ello se puso manos a la obra y no fue nada complicado. En poco tiempo esta tortuga pudo disfrutar de una prótesis que le permite llevar una vida medianamente normal.

Se trata de dos ruedas que van metidas y sujetadas alrededor de su caparazón. Estas hacen que su dueña ahora vaya mucho más rápido que antes. ¿Ya no podemos decir aquello de más lento que una tortuga?

Nos alegramos de que esta tortuga pueda tener una vida normal. Todo ello gracias a un gran invento por parte del hijo de Jude. Pero también al espíritu de superación de la tortuguita y al amor de su dueña, que nunca se dio por vencida y estuvo dispuesta a todo por ayudarla, incluso a gastar mucho dinero. ¡Bravo por eso!

tortuga-con-protesis-de-ruedas-2

Fuente: soscurioso.com/

Otros animalitos con prótesis

Esta tortuga no es la única que ha podido lograr gracias al amor de sus dueños una prótesis. Desgraciadamente, han sido muchos los animalitos que han necesitado una y que sus dueños han hecho lo imposible por proporcionársela.

  • Muñeca. Muñeca es una perrita que perdió tres patas mientras uno de los trabajadores de un parque de Venezuela estaba cortando el césped. Según él, la máquina se le fue y no pudo evitar que esta cortara las tres patas del perro. Este pobre animal se quedó inmovilizado, pues era imposible andar solo con una pata. Sin embargo, una defensora de los animales se hizo cargo de ella cuidándola y proveyéndole los ue necesitaba. Muñeca recibir su prótesis y aunque no llegará a ser la de antes, podrá tener una vida digna.
  • Turbo roo. este pequeño chihuahua nació sin sus dos patitas delanteras, razón por la que fue abandonado. Un centro se hizo cargo de sus cuidados y consiguieron una prótesis para sus patitas que lo ayuda a caminar, correr e incluso saltar.
  • Rexie. Una gatita que sufrió un accidente que le dejó paralizada de las patas traseras. Pero pudo volver a tener una vida normal gracias al esfuerzo de su dueña por encontrar una prótesis adecuada para ella. Rexie hoy es una gatita puede hasta correr gracias a su prótesis.

Estos son solo algunos ejemplos de animales que tuvieron una segunda oportunidad. Sus vidas dieron un giro de 180 grados, pero supieron salir adelante gracias a sus ganas de vivir, la ayuda de aquellos que los quieren y su espíritu de abnegación. No es necesario decir qué lecciones valiosas podemos extraer de esto.

Nos alegra contar historias que aunque comienzan de forma triste, terminan con final feliz. Porque la felicidad no depende de lo que tienes o de cómo eres, sino de cómo aprovechas tus circunstancias para ser lo más feliz posible.

Fuente de las imágenes: soscurioso.com